Tech

Intel estrecha relaciones con China

Intel invertirá mil 600 millones de dólares en una planta ubicada en China, país que recibirá la tecnología de pruebas de microprocesadores más avanzada a cambio de brindar apoyo a la firma. 
Reuters
04 diciembre 2014 9:6 Última actualización 04 diciembre 2014 9:6
Tecnologia

Intel. (AP)

Intel Corp invertirá mil 600 millones de dólares en la modernización de su planta en Chengdu, en el oeste de China, la señal más reciente de que el fabricante de microprocesadores quiere profundizar sus lazos con un mercado cada vez más problemático para sus pares estadounidenses.

Intel dijo que, como parte de la inversión, llevaría la tecnología de pruebas de microprocesadores más avanzada a China, según un comunicado.

A cambio, la firma recibirá apoyo de gobiernos locales y regionales para la construcción.

"El desarrollo de nuestra nueva tecnología de pruebas en China demuestra nuestro compromiso para innovar en conjunto con el país", dijo en el comunicado William Holt, vicepresidente ejecutivo de Intel

"La planta totalmente modernizada de Chengdu ayudará a la industria de semiconductores china e impulsará el crecimiento de la economía regional", sostuvo.

El anuncio se produce tres meses después de que Intel comprara una participación minoritaria en una compañía estatal de semiconductores para diseñar y distribuir en conjunto chips para dispositivos móviles, industria que China considera de importancia estratégica.

La sólida posición de Intel en China contrasta con los problemas que han sufrido rivales como Qualcomm Inc, que se espera anuncie en los próximos días un acuerdo extrajudicial con reguladores antimonopolio chinos.

La investigación de China sobre Qualcomm, además de una serie de recientes pesquisas sobre compañías como Microsoft Corp, han generado protestas de grupos de presión que trabajan con firmas extranjeras, quienes dicen que Pekín está adoptando tácticas severas para forzar la cooperación tecnológica u otros acuerdos que puedan beneficiar a su industria local.

El Gobierno chino ha defendido su escrutinio regulatorio al decir que estas compañías son tratadas con igual severidad en el exterior. Apuntó al historial de Qualcomm y Microsoft con investigaciones similares de competencia desleal en países occidentales.

Analistas dicen que existe un amplio consenso en torno a que las compañías extranjeras deben ahora hacer más para contar con el respaldo de China.

"Intel está tomando un enfoque que es apreciado por el Gobierno chino", dijo Leping Huang, analista de Nomura. "Por estos días si deseas ganar dinero en China, tienes que invertir en China".