Tech

INFORME ESPECIAL. Medios móviles: acceso a servicios financieros

12 febrero 2014 4:28 Última actualización 21 junio 2013 7:38

[Bloomberg] 


 
Adriana Rodríguez Canales
 
 
Después de más de 6 años de iniciarse la regulación en materia de tecnologías móviles aplicadas al sistema financiero, los controles para el uso de la banca móvil y por Internet están bien determinados. Sin embargo, la tecnología es uno de los sectores más dinámicos del mundo, y día a día surgen nuevas opciones que traen consigo beneficios pero también riesgos.
 
La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) evalúa en estos momentos la tecnología NFC (Near Field Communication o Comunicación de campo cercano), de comunicación inalámbrica, de corto alcance y alta frecuencia, que permite el intercambio de datos entre dispositivos. Ésta haría posible almacenar los datos de las tarjetas dentro del dispositivo móvil, para que al acercar éste a una terminal, pueda generarse una transacción.
 
Igual se está considerando una tecnología generadora de números de tarjetas virtuales, que también tendría como objetivo realizar compras sin la necesidad del plástico físico, y sólo ingresando estos números en páginas de Internet.
 
Sin embargo, con la migración de tarjetas, cajeros automáticos y terminales punto de venta (TPV) a la tecnología de microcircuito (chip) –proceso que concluirá en 2014-, la CNBV ha detectado que la mayor vulnerabilidad podría presentarse en transacciones en las que ya no se utilizará una terminal o tarjeta físicas.
 
Iniciativas
 
La apertura regulatoria a la implementación de tecnologías móviles en 2006 ha permitido el desarrollo de diversas aplicaciones e iniciativas que buscan facilitar el acceso a servicios financieros formales para la base de la pirámide poblacional en México.
 
Una de ellas es Clip, dispositivo cuyo objetivo es equipar al teléfono inteligente de una Mipyme con una plataforma que le permita hacer cobros con tarjetas de débito o crédito por montos no mayores a 10,000 pesos. El dispositivo no tiene costo, no se paga renta, y se cobra una comisión de 3.5% por transacción, sin que la Mipyme deba mantener una facturación mínima.
 
De acuerdo con la empresa, el dispositivo es una alternativa para las TPV, que no han logrado proliferar debido a que un pequeño negocio debe seguir un proceso largo para poder adquirirla, y además debe cubrir rentas mensuales, el costo del aparato, mantener una facturación mínima y pagar altas comisiones por transacción.
 
También está habiendo esfuerzos para incluir a aquellas personas que requieren pagar servicios y hacer transacciones sencillas, pero que no se encuentran bancarizadas o no confían en la utilización de las tarjetas.
 
Pademobile es una plataforma que puede adecuarse tanto a teléfonos celulares de primera generación como a los smartphones más sofisticados, la cual convierte a éstos en monederos electrónicos a través de los cuales se pueden realizar transacciones de persona a persona, y realizar pagos de servicios y compras en establecimientos afiliados.
 

La empresa ya cuenta con un caso de éxito con un grupo de jornaleros que, si bien no hablan español, tienen un dominio completo de su teléfono celular, lo que les permite realizar transacciones sencillas a través de mensajes de texto.
 
 
Este Informe Especial podrá leerse completo en este sitio web a partir del sábado 22 de junio. ¡No se lo pierdan!