Esta startup tapatía tiene la 'bendición' del Papa
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Esta startup tapatía tiene la 'bendición' del Papa

COMPARTIR

···
Tech

Esta startup tapatía tiene la 'bendición' del Papa

Como resultado de todo un cóctel, con expertos en tecnología, la Iglesia Católica y un giro de antiglobalización: la startup Guadalajara Protash, logró consolidarse para después dedicarse al reciclaje social en comunidades marginales.

Bloomberg
26/12/2017
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Es todo un cóctel: invita a algunos expertos en tecnología, mezcla con la antiquísima Iglesia Católica Romana y agregar un giro de antiglobalización. Lo que obtienes es un hub para startups.

Hace un año, los capitalistas de riesgo Stephen Forte, de Fresco Capital Fund, y Eric Harr, de Imagine Ventures, ambos con sede en California, solicitaron a El Vaticano que respaldara una competencia tecnológica entre nuevas empresas que abordan el cambio climático, la energía y los recursos de gestión.

Sorprendentemente para una Iglesia que puede rastrear su historia hace unos 2 mil años y que hace solo cuatro años decidió abandonar el latín como el idioma oficial de las principales reuniones de sus obispos, la Santa Sede estaba interesada.

El resultado: nueve de 300 participantes recibieron 100 mil dólares en inversiones de capital, incluida la empresa de Guadalajara Protrash, que ayuda a las comunidades a recolectar desechos de plástico y aluminio.

“Estamos aquí gracias al Papa Francisco, él hizo una revolución sobre el cambio climático”, dijo Valeria Sánchez, de 25 años, una de las cuatro mujeres que fundaron Protrash.

La empresa se dedica al reciclaje social en comunidades marginales en las periferias de las ciudades, al intercambiar material por tarjetas con vales de despensa, explicó a El Financiero Andrea García López, CEO de Protrash.

,
1
 

 

protrash
,


Su modelo consiste en un centro móvil que pasa cada dos semanas a las comunidades que atiende y ahí pesa los desechos con una báscula que se conecta a un móvil por medio de bluetooth, y luego transfiere el monto a las tarjetas.

Protrash inició operaciones a mediados de este año, pero la idea surgió desde hace dos años, cuando Andrea y su equipo todavía eran estudiantes, y con ella fueron finalistas en Hult Prize, uno de los mayores certámenes de emprendimiento social en el mundo y que cuenta con el respaldo de la Fundación de Bill Clinton (Clinton Initiative).

,
1
 

 

potrash
,


“Estamos impulsando a que existan comunidades más limpias, la gente nos dice que ya no puede dejar botellas afuera de su casa porque las recoge alguien más porque saben que tiene un valor. Las amas de casa llevan una bolsa para recoger basura en el camino cuando van por sus hijos a su escuela”, comparte García.

Protrash trabaja actualmente en seis comunidades en la periferia de Guadalajara y en 2018 busca iniciar operaciones en la Ciudad de México.

,
1
 

 

potrash
,


LA COMPETENCIA LAUDATO SÍ

Los inversores del reto apoyado por El Vaticano incluyen Ibrahim AlHusseini, fundador y socio director del FullCycle Energy Fund, que financia a las empresas que se centran en convertir los residuos en energía limpia, el emprendedor social emiratí Badr Jafar y uno de los primeros ingenieros de Google, Chade-Meng Tan.

El Vaticano no ofreció financiamiento, pero puso el lugar y dio el asesoramiento y la influencia del cardenal Peter Turkson, el principal asesor del Papa Francisco en cuestiones ambientales. El programa fue bautizado Laudato Si, haciéndose eco de la encíclica del Papa en 2015, que instaba a las naciones a sacar a la “Madre Tierra” de una “espiral de autodestrucción”.

“La alta tecnología, la inteligencia artificial y todos esos elementos pueden contribuir al bienestar de la Tierra”, dijo el cardenal Turkson, quien administra personalmente sus cuentas de Twitter y Facebook. “La alta tecnología es un producto de la mente humana. Y en esta encíclica el desafío de la ciencia juega un papel crucial”.

En diciembre, las nueve nuevas empresas pasaron a la etapa final de un desafío destinado a aplicar la visión de Francisco sobre el cambio climático y las ideas de alta tecnología. La demostración se realizó en uno de los muchos territorios propiedad del Vaticano repartidos por toda Roma, mientras que una cena de gala al día siguiente fue en uno de los hoteles de lujo de la ciudad.

El Vaticano ha ayudado a atraer a fundadores de tecnología y celebridades.
El cofundador de Twitter, Biz Stone, compartió consejos en una charla con los empresarios sobre el programa. Turkson se reunió con los inversores y fundadores de startups.

“El Vaticano está llegando a la mayoría de edad. ¿Por qué mantener a la iglesia católica y sus líderes en la era oscura? “, Bromeó Giovanni Tomaselli, fundador de la plataforma de imágenes ION360 y patrocinador de Laudato Si.

Francisco no es particularmente conocedor de la tecnología en lo que respecta a su vida cotidiana. Utiliza un viejo Ford Focus para moverse por la santa Sede y Roma, y ​​en noviembre les dijo a los fieles que no usaran sus móviles para tomar fotografías durante misa.

A Francisco no se le ha visto usar un teléfono móvil en público desde que se convirtió en Papa, pero sí tiene millones de seguidores en Twitter. En el quinto aniversario de la creación de su cuenta de Twitter, el 12 de diciembre, tuiteó “Las redes sociales siempre pueden ser espacios ricos en humanidad”.

Si bien los líderes y el equipo de Laudato Si, que incluyó personal de apoyo, fotógrafos y una empresa de comunicaciones, provienen principalmente de Silicon Valley, los empresarios están diseminados en una variedad de entornos. Para Josh Israel, de 30 años, el viaje desde Nueva Jersey al Vaticano podría ser una oportunidad decisiva para su startup.

“El Vaticano nos ha abierto las puertas a los inversores. Nos puso un sello”, dijo Israel, cofundador de Pāpr, una aplicación de software diseñada para reducir el uso de papel en las oficinas.” La firma recibió 300 mil dólares en inversiones gracias al proyecto.

Entre los otros ganadores se encuentran una tecnología para convertir los desechos de las cervecerías en harina, un filtro para agua contaminada y una bombilla de luz solar que reemplaza las lámparas de queroseno altamente contaminantes.

A partir de ahora, las nueve compañías estarán solas para buscar más fondos para sus ideas. Pero la red establecida durante esos meses y el impacto de la “estampilla del Vaticano” probablemente les ayuden a obtener más respaldo financiero. Mientras tanto, inversores como Tomaselli ya se están preparando para la segunda ronda del desafío.

 Con información de Alejandra César*

,