Tech

Apple Pay tiene poca propuesta de valor, dice directivo de PayPal

La tecnología que utiliza la plataforma Apple Pay llamada Near Field Communication no es nueva, dijo John Lunn, director senior de PayPal, quien agregó que el servicio de pagos electrónicos dejarán de ser como los conocemos actualmente.
Carolina Ruiz
29 octubre 2014 22:40 Última actualización 30 octubre 2014 4:55
Etiquetas
Apple Pay. (Bloomberg)

Apple Pay. (Bloomberg)

La tecnología NFC (Near Field Communication) con la que opera la nueva plataforma de pagos de Apple no es nueva y tiene poca propuesta de valor, dijo John Lunn, director senior de PayPal.

“Los servicios deben ser divertidos, imperceptibles, como un regalo, las propuestas basadas en NFC (como es el Apple Pay) no son nuevas. Tienen poca propuesta de valor”, dijo entrevista con El Financiero.

El ejecutivo comentó que con la llegada de nuevos sistemas de pagos electrónicos, y de tecnologías disruptivas como Bitcoin, así como el descenso de los precios en equipos y dispositivos electrónicos, se acerca el fin de los intermediarios financieros, por lo menos, como se conocen actualmente.

De acuerdo con PayPal, para el 2018 las transacciones electrónicas alcanzarán los 300 mil millones de dólares.

Actualmente, esta firma cuenta con 152 millones de cuentas activas a nivel global, de las cuales, un millón se encuentra en México, sin embargo, las cifras de comercio electrónico, así como las realizadas a través de otros dispositivos pueden cambiar en cualquier momento, con la llegada de más billeteras digitales al mercado, como Apple Pay.

“El sistema de pagos está revolucionando está volviendo a haber un cambio disruptivo. Nosotros fuimos una de las compañías disruptivas de este sistema, pero hay más compañías que están surgiendo para “disrumpir” el viejo sistema y tornarlo más eficiente”, dijo John Lunn, director senior de PayPal.

En la entrevista, el ejecutivo explicó que en un inicio, las operaciones se realizaban de persona a persona, sin necesidad de intermediarios, un esquema básico que en su opinión, también es muy moderno.

“Cualquiera puede intercambiar dinero con cualquiera, sin necesidad de un banco. Esto lo hace muy old fashion, pero también más moderno”, dijo.

De acuerdo con Lunn, la sencillez de los sistemas de pagos electrónicos, así como de las billeteras virtuales y las criptomonedas podría hacer que por fin en México los usuarios saquen de sus ahorros de los “colchones”, debido a que los desarrolladores de estas tecnologías además de hacerlos eficientes, los están haciendo más seguros.

“Creo que el futuro de los sistemas de pagos puede ser más democrático y eso es bueno. Si tienes la habilidad para que la gente pueda obtener más de lo que actualmente tiene y habilitar áreas de pago donde no las había, es bueno. Como la llegada del Bitcoin, que no tiene ningún banco central que lo regule, todo este movimiento de monedas está siendo más democrático y está cada vez menos, en las manos de los bancos”, explicó Lunn.