Tech

Apple espera un Santa Claus dadivoso esta Navidad

La tecnológica pronostica ventas históricas en el trimestre que termina en diciembre, apoyada por los pedidos del nuevo iPhone X que han sido "fuera de serie"
Alex Webb | Bloomberg
02 noviembre 2017 15:16 Última actualización 02 noviembre 2017 15:16
iPhone X Samta

(Especial)

Apple proyecta ventas navideñas que exceden la mayoría de las estimaciones de los analistas, una señal de que espera una demanda robusta para el nuevo iPhone X, el lanzamiento de producto más importante de la compañía en años.

El dispositivo de décimo aniversario ayudará a impulsar las ventas a un récord de entre 84 mil y 87 mil millones de dólares en el trimestre que finaliza a fines de diciembre, dijo Apple en un comunicado.

Los analistas predijeron ingresos de 84 mil millones de dólares, según datos compilados por Bloomberg. El récord anterior fue de 78 mil millones durante la temporada navideña de 2016.

El iPhone X tiene dos innovaciones principales: una pantalla de borde a borde y un sistema de reconocimiento facial que utiliza sensores 3D. Ambos componentes han enfrentado problemas de producción, y los analistas esperan un oferta limitada del teléfono cuando salga a la venta en las tiendas el viernes.

La producción "va bien, estamos haciendo más cada semana y estoy satisfecho con cómo van las cosas", dijo el presidente ejecutivo Tim Cook dijo en una entrevista. "La demanda inicial del iPhone X ha sido muy, muy fuerte".

El actual tiempo de espera de seis semanas para pedidos en línea del iPhone X se reducirá en los próximos días a medida que Apple agregue más capacidad de producción, agregó.

Los iPhones representan aproximadamente dos tercios de los ingresos de Apple y los dispositivos son un centro para un conjunto creciente de otros productos y servicios de la compañía.

Si el iPhone X es un gran éxito, eso podría impulsar el crecimiento de ofertas como Apple Music y el servicio de almacenamiento iCloud en los próximos años.

Las acciones de Apple alcanzaron récords esta semana, y los inversionistas pronosticaron que la demanda del teléfono continuará en los próximos trimestres.

Poco después de que la gente comenzó a pedir por anticipado el iPhone X el 27 de octubre, los tiempos de envío se extendieron hasta seis semanas.

Eso sugirió una fuerte demanda y una oferta limitada y Apple dijo que la demanda estaba "fuera de serie". Filas largas ya se estaban formando fuera de las tiendas de Apple antes del lanzamiento del viernes.

Las acciones de la compañía subían 3 por ciento en las operaciones después del cierre de la sesión a 168.11 dólares en Nueva York. En el año, acumula un alza de 45 por ciento.

Apple también pronosticó un margen de beneficio bruto de 38 a 38.5 por ciento para el trimestre de Navidad. Los analistas lo estimaban en 38.5 por ciento.

Los resultados durante este período crucial también se beneficiarán de HomePod, un altavoz inteligente que estará disponible en diciembre. Compite con una gama de altavoces, como el renovado Echo de Amazon, y dispositivos domésticos de Google.

TRIMESTRE ANTERIOR

Para el cuarto trimestre fiscal de la compañía, que finalizó el 30 de septiembre, Apple informó ganancias de 2.07 dólares por acción sobre ingresos de 52 mil 600 millones de dólares. Los analistas proyectaban 1.87 por acción y ventas de 50 mil 700 millones.

Las ventas en China aumentaron un 12 por ciento a 9 mil 800 millones de dólares.

Cook destacó el avance de participación de mercado en China para los productos de iPhone, iPad y Mac. "Vendimos más iPhones de lo que esperábamos", dijo. "Tuvimos un crecimiento de dos dígitos en iPhone en muchos de los mercados emergentes".

Apple dijo que las ventas de Mac subieron un 25 por ciento en el período, los ingresos del iPad crecieron un 14 por ciento y Otros Productos, como Watch y AirPods, subieron un 36 por ciento.

Cuando Apple presentó el iPhone X de 999 dólares en septiembre, también presentó el iPhone 8, que cuesta 300 dólares menos y una actualización más modesta al auricular anterior.

El iPhone 8 salió a la venta una semana antes del final del trimestre de septiembre y contribuyó a los resultados fiscales.

Es la primera vez que Apple ha escalonado el lanzamiento de nuevos teléfonos que se dieron a conocer al mismo tiempo.

La demora puede haber llevado a algunos compradores a esperar para ver el iPhone X antes de decidir sobre si comprarlo o mejor a su 'hermano' más asequible.