Suplementos
tech

El auto tecnológico, más cerca de lo que imaginas

Los propietarios de autos en la actualidad no solo quieren un vehículo que los lleve a algún sitio más rápido y con mayor seguridad, sino que también haga las veces de cine en el asiento trasero, permita la navegación en 3D, un hotspot móvil, servicio de concierge y pantalla de seguridad, entre otras facilidades.
Arturo Velásquez
30 septiembre 2014 9:52 Última actualización 04 octubre 2014 5:0
La tecnología en los vehículos autónomos

En Florida y otros tres estados han aprobado leyes que permiten a los vehículos autónomos ensayar en sus carreteras, tal es el caso del A7 de Audi el primer vehículo de auto-conducción de la empresa.

Qualcomm, líder mundial en tecnologías inalámbricas 3G y 4G, está innovando en el ámbito automotriz a través de la plataforma
Snapdragon Automotive Solutions, que está conformada por procesadores Snapdragon de nivel automotriz, módems multimodo Gobi 3G/4G LTE y soluciones Qualcomm VIVE, Wi-Fi y Bluetooth.

Sobre esto, conversamos con Héctor Marín, director senior de Política y Asuntos Regulatorios de Qualcomm. Su objetivo principal es dirigir la política regulatoria e iniciativas estratégicas para la implementación y avance de las tecnologías y servicios para México y América Latina.

Qualcomm es una compañía joven, creada en 1985 y que en palabras de Héctor Marín, nació móvil. Su propósito siempre ha sido mejorar la calidad de las comunicaciones, lo que es el origen de su nombre.

1
PRIMEROS SISTEMAS DE AUTOS CONECTADOS

Desde finales de los noventas, la industria automotriz ha buscado
beneficiarse de las facilidades para la conectividad. Los primeros sistemas de autos conectados se enfocaron principalmente a la seguridad, como el programa OnStar de General Motors.

Los propietarios de autos en la actualidad no solo quieren un vehículo que los lleve a algún sitio más rápido y con mayor seguridad, sino que también haga las veces de cine en el asiento trasero, permita la navegación en 3D, un hotspot móvil, servicio de concierge y pantalla de seguridad, entre otras facilidades.

Los principales retos para el desarrollo de las aplicaciones de conectividad, son: extender la cobertura de las redes existentes y aumenta la capacidad de procesamiento, para mejorar la
experiencia del usuario. No siempre es fácil decidir cuál es la tecnología que más conviene, pues depende del uso que se le dará.

Mustang 2015. (Tomada de sitio oficial)

Actualmente los vehículos incorporan diversas aplicaciones de la tecnología inalámbrica, la mayor parte de ellas para seguridad y entretenimiento, pero la tendencia es que aumente la comunicación entre vehículos (V2V) y con la infraestructura (V2I). Así, un automóvil puede interactuar con una bicicleta que le anuncia su proximidad, para evitar ser golpeada por un giro brusco, o un semáforo avisa a un auto que incremente un poco su velocidad, para tomar todas las luces en verde y hacer más eficiente el consumo de gasolina. En algunas ciudades, ya se han hecho pruebas de concepto de este tipo de aplicaciones, para analizar su viabilidad técnica y económica

Héctor comenta, que de acuerdo con información de Markets and markets, una importante firma de investigación de mercados, los autos conectados llegarán a 60 millones de unidades en 2018, lo que representa un monto de 98 mil millones de dólares.

Qualcomm no elabora productos dirigidos al consumidor final, sus
soluciones tecnológicas se incorporan en diversos dispositivos. Actualmente, al menos 10 millones de vehículos de 16 distintos fabricantes de automóviles de todo el mundo cuentan con algún tipo de tecnología de Qualcomm, que al contribuir con su amplia experiencia inalámbrica, juega un papel fundamental en definir el futuro de los autos conectados.

En materia pública de telecomunicaciones, la conectividad de los autos es un tema importante. Se requieren innovadores proyectos para las Ciudades Inteligentes, que permitan que la infraestructura se conecte y comunique con los usuarios.

En México está disponible prácticamente la misma tecnología que en los países desarrollados, sin embargo un factor importante que debe ser tomado en cuenta, al considerar la integración de diversos elementos, es el tiempo de reemplazo de algunos bienes de valor considerable, como un automóvil, una tableta o una televisión. Mientras en países como Estados Unidos o Japón, los usuarios actualizan estos equipos cada dos años, en México esto puede ocurrir cada cuatro o hasta seis años.

1
EL FUTURO DEL AUTOMÓVIL


Recientemente se llevó a cabo en Beijing la primera carrera de la Fórmula E, un nuevo campeonato internacional de la Federación Internacional de Automóviles FIA, que promete en el futuro ser comparable a la Fórmula 1, aunque con la gran diferencia es que los vehículos participantes son impulsados por motores eléctricos. Se trata de un marco para la investigación y el desarrollo del sector automotriz.

Qualcomm además de ser Socio Tecnológico de la fórmula E, presentó la tecnología de recarga inalámbrica Qualcomm Halo, que se encarga de mantener cargados, sin necesidad de usar cables, los FIA Formula E Qualcomm Safety Cars así como un auto médico y un auto de extracción, de la marca BMW.

La Fórmula E está vinculada a la sustentabilidad ambiental y a la idea de que los vehículos eléctricos son el futuro. Desafortunadamente, la mayoría de los vehículos eléctricos (VE) de la actualidad son percibidos como lentos y de aspecto anticuado (a excepción de algunos modelos de gama alta); la Fórmula E puede ayudar a que la gente cambie de opinión, pues los autos que participan son modernos, rápidos y atractivos.

Qualcomm, cree en un efecto de filtración de este tipo de autos, las innovaciones que se ven en la competencia algún día se filtrarán en los autos que los usuarios manejan. La tecnología de recarga inalámbrica Qualcomm Halo tiene el potencial de contener la ansiedad de alcance que invade a muchos de los nuevos propietarios de VE.

Mustang 2015. (Tomada de sitio oficial)