Sociedad

TSJDF listo para operar nuevo sistema de justicia penal: Elías Azar

Al encabezar la sesión pública del pleno de magistrados, en la que tomó protesta a 8 nuevos jueces penales orales y 2 de ejecución, el presidente del organismo dijo que con ellos se inaugura el sistema oral de justicia en el DF y para ello el 15 de enero a la media noche una ceremonia inusual,  se dará el martillazo de entrada en vigor.
Notimex
08 enero 2015 13:46 Última actualización 08 enero 2015 13:46
Édgar Elías Azar expresó su confianza en que se logrará recuperar el dinero invertido en Ficrea. (Archivo/Cuartoscuro)

Édgar Elías Azar expresó su confianza en que se logrará recuperar el dinero invertido en Ficrea. (Archivo/Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO. El Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF) está listo para operar el nuevo sistema de justicia penal, el cual “nos privilegia y nos protege como ciudadanos y mexicanos”, afirmó su presidente Édgar Elías Azar.

Al encabezar la sesión pública del pleno de magistrados, en la que tomó protesta a ocho nuevos jueces penales orales y dos de ejecución de sanciones en materia de justicia para adolescente, dijo que se trata de una reforma que implica una forma distinta de aplicar la norma y de hacer justicia.

El presidente del TSJDF reiteró al jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera Espinosa, su gratitud por el apoyo irrestricto e ilimitado que ha mostrado en este proceso.

Después, en entrevista detalló que los jueces que este jueves rindieron protesta formarán el primer grupo que inaugurará el sistema oral de justicia en el Distrito Federal.

Adelantó que acordó con el jefe de gobierno y con el líder de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) llevar a cabo el próximo 15 de enero a la media noche una ceremonia inusual, en la que se dará el martillazo de entrada en vigor del nuevo sistema de justicia penal.

Lo anterior, dijo Elías Azar, “para que el día 16, ahora sí empecemos a ver la verdad en nuestros jueces, en nuestros Ministerios Públicos y en nuestros defensores”.

Afirmó que las instalaciones donde se impartirá este nuevo sistema de justicia penal ya están listas, “nuestros jueces ya están listos y hemos hecho una capacitación muy intensa que ha impartido el Tribunal Superior de Justicia a magistrados, a jueces, a Ministerios Públicos y a defensores”.

Abundó que para que opere el nuevo sistema “van a entrar 40 juzgados en el edificio de Doctor Liceaga. Tenemos también ya reformado todo el edifico de Sullivan, donde hay otras 40 o 50 salas para sumar aproximadamente 90 salas orales”.

Cada sala podrá darle servicio a más de un juez, dijo, y aclaró que no coincide el número de éstas con el de juzgados, "es decir, en este momento vamos a empezar a caminar con el sistema con delitos no graves y de querellas para caminar con paso muy firme para la entrada en vigor en junio de 2016 con los delitos de alto impacto".

Sostuvo que para esta primera etapa se obtuvieron los recursos necesarios (casi 200 millones de pesos) de los gobiernos local y federal, pero la que representa más costo por el tamaño de los edificios que hay que construir es la de los delitos graves.

“Tenemos que construir cuatro edificios que aún no se empiezan y que están ya en proceso de licitación, y está por verse de dónde van a salir los recursos”, comentó.

Elías Azar aceptó que los recursos económicos seguirán siendo condicionante para el buen funcionamiento del sistema. "Sí, forzosamente. Miren, el TSJDF hoy inicia su operación como lo ha venido iniciando desde hace mucho tiempo, con un déficit presupuestal importante que ha venido sufragando el gobierno de la ciudad".

Advirtió que además el gasto corriente se duplicará mientras se hace una transferencia de personal y de recursos que durará muchos años, debido a que propiamente habrá dos tribunales, es decir, el que enfrente el tema de la justicia oral y el que continúe trabajando con el sistema tradicional escrito.

Elías Azar agregó que el TSJDF hará su mayor esfuerzo para que esto camine de manera correcta y que habrá una justicia más ágil, expedita y entendible.