Sociedad

Tras Mahmoud Abbas, ¿quién liderará a los palestinos?

La mayoría de los palestinos ha conocido solo a dos líderes: Yasser Arafat,  y Mahmoud Abbas. El problema es que Abbas no ha nombrado un sucesor y no muestra señales de hacerlo.
Reuters
01 octubre 2014 15:30 Última actualización 02 octubre 2014 5:0
MAHMOUD ABBAS

Abbas no ha nombrado un sucesor y no muestra señales de hacerlo. (Archivo/Reuters)

JERUSALÉN. La mayoría de los palestinos ha conocido solo a dos líderes: Yasser Arafat, el barbudo activista que usaba pañuelos a cuadros y uniforme, y Mahmoud Abbas, una figura paterna de imagen cuidada y que prefiere traje y corbata de corte occidental.

Arafat murió en París en el 2004, tras liderar la Organización de Liberación Palestina (OLP) desde 1969, y Abbas ha ocupado el cargo desde entonces.

El problema es que Abbas no ha nombrado un sucesor y no muestra señales de hacerlo, y además nadie ha surgido como un heredero natural. Incluso las personas más cercanas intentan adivinar quién es el mejor para asumir el liderazgo.

"No tiene un protegido, no ha facilitado un sistema en el que las personas sientan que pueden llegar a la cima", dijo Grant Rumley, experto en asuntos palestinos en la Fundación para la Defensa de las Democracias, en Washington, D.C.

"Se está convirtiendo en un asunto urgente", dijo Rumley sobre la ausencia de un sucesor.

Otros son más francos sobre lo que consideran como un fracaso de la clase política para trazar un trayecto claro.

"Realmente no hay una estrategia", dijo Rami Khouri, investigador de la American University de Beirut. "Abbas actúa como un típico líder árabe que está cómodo en su posición y no sabe bien qué hacer sobre lo que vendrá después", agregó.

TRONO COMPLICADO

El movimiento islamista Hamas, fundado en Gaza en la década de 1980, ha ascendido en importancia, ganando las elecciones parlamentarias palestinas en el 2006 y haciendo temblar los cimientos del poder de Abbas al mostrar al pueblo una alternativa a Fatah.

Ismail Haniyeh de Hamas sirvió como primer ministro bajo Abbas por un año antes de ser despedido en junio del 2007, cuando la tensión entre los dos partidos por Gaza estalló, lo que resultó en que los islamistas tomaran el control del territorio.

Como resultado de esa división interna, el Parlamento palestino no se ha reunido como corresponde desde el 2007, y las elecciones legislativas previstas para enero del 2010 nunca se llevaron a cabo.

El mandato de Abbas como presidente de la AP expiró  en enero del 2009, pero  la Constitución le da el derecho de permanecer en el cargo hasta que se realicen nuevas elecciones.

En abril, Fatah y Hamas buscaron superar sus diferencias y acordaron formar un "Gobierno de unidad". Cuando se concretó el trato en junio, Abbas dijo que se realizarían elecciones "dentro del plazo de seis meses", algo que parece ambicioso.

FUTUROS LÍDERES

Quizá el más destacado es Majid Faraj, jefe de la inteligencia palestina, y que se ha ganado los elogios de los estadounidenses.

"Los estadounidenses lo aman y los israelíes lo aman", dijo Rumley, de la Fundación para la Defensa de las Democracias.

Una posibilidad más radical que se discute a menudo es Marwan Barghouti, líder de los dos levantamientos o intifadas contra la ocupación israelí, acusado por Israel de cinco cargos de asesinato en 2004 y a quien se condenó a cinco cadenas perpetuas.

Hay esperanza de que Barghouti salga de prisión en una liberación de prisioneros negociada con Israel, pero las posibilidades son escasas.

Consultado acerca de sus perspectivas como líder, Barghouti respondió en una carta desde prisión:

"Es el derecho de la gente elegir a quiénes consideren apropiados para realizar su voluntad de acuerdo a elecciones libres, justas y democráticas".

Una tercera posibilidad es que Fayyad, de 62 años y ex primer ministro, consiga armar una base de apoyo y presente una postulación. Pero siempre se le ha considerado más un tecnócrata que un animal político.

Otro nombre que se menciona frecuentemente es el de Jibril Rajoub, ex jefe de seguridad interior de Palestina y una de las principales figuras en Fatah, que actualmente dirige la Asociación de Fútbol y el Comité Olímpico de Palestina.

Eso deja a dos personas con trasfondos y estilos muy distintos que bien podrían surgir como los candidatos más sólidos: Mohammed Dahlan y Mohammed Shtayyeh.

Shtayyeh, de 56 años, es un astuto y refinado economista, con un doctorado de la Universidad de Sussex, que subió en las filas de Fatah y ha participado en las negociaciones con Israel.

"Shtayyeh bien podría ser el candidato principal", dijo Rumley. "Si hay un proceso largo y agotador para decidir quién es el próximo líder de los palestinos, Shtayyeh es el hombre", agregó.

Dahlan, de 52 años, es un ex jefe de Fatah en Gaza, cercano a los británicos y estadounidenses.

Su suerte pareció haber terminado cuando su milicia, que era financiada por Estados Unidos, fue derrotada por milicianos de Hamas en 2007.

El dinero y carisma de Dahlan, su educación en Gaza y su combinación de política y militancia lo convierten en una fuerza poderosa, pero sus rivales lo acusan también de ser demasiado cercano a los israelíes y estadounidenses.