Sociedad

Se reactiva comercio en Iguala

Comerciantes de ese lugar coincidieron que tras la llegada de fuerzas federales se ha reactivado la actividad comercial y educativa, esto después de los hechos de violencia suscitados el pasado 26 de septiembre muchos tuvieron que cerrar por temor.
Natividad Ambrocio
11 octubre 2014 13:40 Última actualización 11 octubre 2014 13:42
Elementos del Ejército, la Policía Federal y de la Gendarmería arribaron a Iguala para brindar operaciones de seguridad. (Reuters)

Elementos del Ejército, la Policía Federal y de la Gendarmería arribaron a Iguala para brindar operaciones de seguridad. (Reuters)

IGUALA.- Con la llegada de 400 elementos de la Gendarmería Nacional y la policía federal al municipio de Iguala, el comercio se ha reactivado hasta al igual que las clases en diferentes centros educativos de la ciudad, confirmo el financiero durante un sondeo.

Esto luego de que el pasado viernes 26 y sábado 27 de septiembre, policías preventivos municipales y grupos de la delincuencia organizada, atacaran a estudiantes de la normal rural de Ayotiznapa y a un equipo de fútbol, “Los Avispones”, donde perdieron la vida 6 personas, 25 más resultaron heridas 43 estudiantes desaparecidos.

De acuerdo información proporcionada por los propietarios de los diferentes locales comerciales de la ciudad tanto restaurantes, hoteles, mercerías, papelerías, joyerías y discotecas, mencionaron que después de las balaceras suscitadas el 26 y 27, cerraron sus negocios por temor a que atentaran con su vida y con su patrimonio.

Al realizar un sondeo entre los comerciantes, varios de ellos coincidieron en manifestar que a partir de los hechos, la actividad comercial de Iguala, se desplomo ya que la mayoría de los propietarios decidieron no abrir sus puertas y la ciudad lucia desértica.

Agregaron que durante 8 días, tuvieron que hacer ajustes de personal, ya que no tenían la seguridad de que se restablecería el orden y de que se reactivaran las ventas.

De igual forma, declararon que con la llegada de los elementos de la Gendarmería Nacional y de la policía Federal, hace tres días, los habitantes empezaron a salir de sus hogares y con ello las ventas empezaron a repuntar de nuevo incluso mencionaron que la ocupación hotelera como el sector restaurantero, alcanzo un 70 por ciento ya que los uniformados acuden a consumir en sus negocios y que muchos están hospedados en los hoteles.

“Con la llegada de la Gendarmería, nos sentimos más seguros y nuestras ventas se han incrementado, aunque dos o tres locales cerraron por la inseguridad que había en el municipio”, externaron.