Sociedad

¿Qué sigue en Masaryk después de la remodelación?

La Autoridad del Espacio Público anuncia que trabajan en un Plan de Manejo especial para Masaryk, el cual deberán respetar comerciantes y vecinos de la zona, a fin de garantizar la imagen de la avenida una vez concluidos los trabajos de remodelación.
Rafael Montes
14 diciembre 2014 21:51 Última actualización 15 diciembre 2014 5:0
Garantizarán que la imagen de la zona sea homogénea. (Cuartoscuro)

Garantizarán que la imagen de la zona sea homogénea. (Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO. Para garantizar que la imagen de la avenida Presidente Masaryk, en Polanco, sea homogénea y las actividades que allí se realicen no alteren el espíritu de ese espacio después de su remodelación, que concluirá en junio, la Autoridad del Espacio Público (AEP) y la delegación Miguel Hidalgo trabajan en un Plan de Manejo en el que se establezcan normas y reglas que deben asumir vecinos y comerciantes para el uso de la calle.

Así lo explicó la titular de la Autoridad del Espacio Público, Dhyana Quintanar, en entrevista con El Financiero, quien dijo que es una idea que se está consolidando, con la intención de que haya una corresponsabilidad entre vecinos, comerciantes y autoridades en el uso del espacio rehabilitado.

El Plan de Manejo, que podría ser el ejemplo que siga el resto de espacios remozados después de Masaryk, deberá estar construido con la voluntad de la comunidad de lo que desee hacer en ese espacio recuperado, principalmente para el peatón.

“No debe ser per sé la responsabilidad de la Autoridad del Espacio Público programar los espacios que rehabilita, pero podemos generar las bases y los instrumentos para apoyar a las comunidades para que se apropien de estos espacios”, agregó la funcionaria.

Dhyana Quintanar detalló que “ya lo estamos haciendo en pláticas con la delegación Miguel Hidalgo.

¿Cómo se deberá llevar a futuro Masaryk? Va a ser un espacio que la gente va a querer utilizar en distintas formas, no sólo para transitarla y visitarla, a lo mejor la gente quiere aprovecharla para un festival, no lo sé. ¿Pero quién se encargaría de esa gerencia? ¿La delegación? ¿Y si los comerciantes o vecinos quieren ser parte de eso?”

En este plan se establecerá, por ejemplo, el tipo de carpas que los negocios con terrazas deben tener para evitar que se invada más espacio del permitido en las banquetas y se garantice el adecuado paso peatonal.

Como parte de ese plan se incluirá también la obligación de los negocios frente a los cuales se habilitarán bahías para que éstas no sirvan de estacionamiento de sus clientes y enfatizó que serán sancionados quienes no respeten la determinación.

Sería, agregó, un plan de manejo que incluya no solo la parte del mantenimiento físico o el mantenimiento cotidiano, que son los servicios urbanos, sino la programación de las actividades; “eso tiene que ser parte de lo que la comunidad quiera”, explicó.

Quintanar dijo que esa corresponsabilidad sería, de inicio, de buena fe, pero con la intención de que sean los usuarios del espacio público los que lo cuiden y lo administren para que todos convivan en paz.

“Hay muchas prácticas así plasmadas en muchas partes del mundo; hay, por ejemplo, una ONG que se llama Project for Public Spaces, en Nueva York. Llevan décadas y crean manuales de cómo programar espacios. (Se trata de) poder tener algunos de estos insumos para que distintas comunidades los utilicen y, a la hora de rehabilitar estos espacios, sean posibles guardianes, por decirlo así, de estos espacios para su activación”, concluyó.