Sociedad

Normalistas detenidos en Oaxaca entregan fianza 

A través de afianzadoras, las 13 personas presentaron más de cinco millones 360 mil pesos ante la justicia y en las próximas horas podrían dejar el penal de Ixcotel, donde fueron consignados por el delito de daños por incendio.
Evlin Aragón
25 marzo 2014 18:58 Última actualización 25 marzo 2014 19:35
Normalistas.

Los inculpados en breve dejarán el penal.  (El Financiero)

OAXACA.- Los 13 detenidos por los disturbios del 21 de marzo provocados por normalistas frente al Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO) exhibieron esta tarde de la fianza correspondiente para alcanzar su libertad bajo reservas.

Por la mañana, el Juez Cuarto de lo Penal, Armando Lustre Núñez, fijó una fianza de 412 mil 319.50 pesos para cada uno de los detenidos, que daban en total cinco millones 360 mil 153.50 pesos.

A través de afianzadoras, los 13 individuos presentaron el monto correspondiente y en próximas horas podrían dejar el penal de Ixcotel a donde fueron consignados por el delito de daños por incendio.

Los normalistas detenidos son Rogelio Feria Romero, Omar Zúñiga Picazo, Jhaeel Villarreal Rojas, Raúl Ramos Santiago, Óscar Eduardo Rivera López, Azael Jiménez Morteo, Daniel de Jesús Coronel Martínez, Leonardo Misael Mendoza Hernández, Eduardo Mendoza Mendoza y Brian Rosette Hernández o Brian Andrés Rosette Hernández.

Además Noel Pérez Narváez, José Ángel Jiménez Contreras y Esteban Sotelo Mariche, quienes fueron identificados como “infiltrados”.

El pasado viernes, 21 de marzo, fueron detenidos 162 jóvenes que participaban en una protesta de estudiantes normalistas en la que se dañó vehículos, quemaron llantas y prendieron fuego a tres unidades, una que se quemó totalmente.

De acuerdo con las autoridades, diez de los jóvenes detenidos acreditaron ser estudiantes de la Normal, mientras que tres son ajenos al movimiento normalista.

En Oaxaca, las 11 normales iniciaron un paro de labores para exigir plazas en el magisterio además de becas e infraestructura para sus escuelas.

Durante la última semana, radicalizaron sus protestas en diversos puntos de la ciudad y fue hasta el viernes cuando la policía intervino para detenerlos.