Sociedad

México está crucificado por la violencia, pobreza y la corrupción: Rivera

Durante la misa crismal de este jueves santo en la Catedral metropolita, el cardenal llamó a sacerdotes a intensificar las acciones de evangelización ante esta realidad que se experimenta en el territorio nacional; el panorama es aún peor cuando "la paz" para la sociedad no es garantizada por el Estado mexicano.
Miriam de Regil
17 abril 2014 13:23 Última actualización 17 abril 2014 13:24
Norberto Rivera Carrera, arzobispo primado de México. (Cuartoscuro/Archivo)

Religión

CIUDAD DE MÉXICO. Durante la misa crismal de este Jueves Santo, el cardenal Norberto Rivera Carrera aseguró que México parece no tener esperanzas y que el país está “crucificado” por la violencia, la pobreza y la corrupción.

Son tres clavos que se hunden al fondo de la carne de Cristo", anotó.

Asimismo, llamó a los sacerdotes del país a renovar sus votos y a intensificar las acciones de evangelización ante esta realidad que se experimenta en el territorio nacional. Durante su discurso, aseveró que el panorama es aún peor cuando "la paz" para la sociedad no es garantizada por el Estado mexicano.

Rivera Carrera destacó que urge seguir el ejemplo del papa Francisco, pues dijo que la iglesia no puede quedarse impávida ante el sufrimiento que experimenta gran parte de su feligresía.

Por ello, encargó a todos los sacerdotes a cumplir con su labor, principalmente, con los grupos más vulnerables. “No es estar de moda, es una exigencia evangélica, sobre todo en un país como el nuestro”, dijo.

Lamentó además que presenciemos, en la actualidad, la imagen de un México que "pareciera no tener esperanza".

En la Catedral Metropolitana, como cada jueves santo, según marca el calendario católico, bendijo los santos óleos que sirven para administrar los sacramentos y que son repartidos a cada una de las iglesias del país.

Cabe recordar que por la tarde, en la misma catedral metropolitana, Rivera Carrera encabezará el lavatorio de pies a doce seminaristas, emulando lo hecho por Jesús a los apóstoles.

Al concluir la misa crismal, Hugo Valdemar Romero, encargado de Comunicación Social de la Arquidiócesis, José de Jesús Aguilar, director de radio y televisión del arzobispado, y los sacerdotes Ricardo Valenzuela, Julián López y Francisco Espinoza fueron nombrados por el cardenal Rivera Carrera como los nuevo canónigos del cabildo de la catedral.