Sociedad

Inseguridad eleva gastos en seguridad privada: empresarios

Empresarios, políticos e incluso servidores públicos, aumentaron sus niveles de protección patrimonial, familiar y personal, como consecuencia de la escalada de inseguridad que se “desató” en todo el estado.
Enrique Villagómez / corresponsal
02 marzo 2014 18:49 Última actualización 02 marzo 2014 18:49
guardias seguridad

guardias seguridad

ACAPULCO.- Durante los tres últimos años, la contratación de seguridad privada en Guerrero se incrementó en más del 50 por ciento debido al recrudecimiento de la inseguridad que prevalece en todo el estado, reveló el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX) Acapulco, Joaquín Badillo Escamilla.

El también propietario de una de las empresas líderes en servicios de seguridad privada en Guerrero, aseguró que a partir del 2011, empresarios, políticos e incluso servidores públicos, aumentaron sus niveles de protección patrimonial, familiar y personal, como consecuencia de la escalada de inseguridad que se “desató” en todo el estado.

Circuitos cerrados, escoltas armados, automóviles blindados y guardias blancas, son parte de los servicios que incrementaron su demanda a partir del 2011, lo que también provocó un repentino surgimiento de empresas de seguridad privada que de la noche a la mañana aparecieron en el mercado sin contar con el respaldo legal de las autoridades y mucho menos calidad en sus servicios que ofrecen.

“Estamos hablando de que tan solo en Guerrero operan más de 60 empresas que ofrecen servicios de seguridad privada de forma irregular, porque no cuentan con los registros y los permisos oficiales. Sin embargo esto no sucede nada más aquí, sino que a nivel nacional donde existen más de 500 negocios de este giro los cuales inexplicablemente no son revisados por las autoridades correspondientes”, acusó el dirigente empresarial.

El mercado de la seguridad privada se ha convertido en un jugoso negocio que es apetecido por comandantes y ex funcionarios relacionados al sistema de seguridad pública, ya que de acuerdo con datos estadísticos, un empresario local gasta en promedio alrededor de 50 mil pesos mensuales por servicio de vigilancia privada, aunque la cifra aumenta dependiendo de las necesidades de cada cliente, sostuvo Badillo Escamilla.

“Nuestro giro suple lo que la autoridad pública no puede en materia de seguridad. Por eso es importante que se regulen a todas las empresas que prestan este servicio, para que se garantice además de eficiencia, la tranquilidad que el cliente busca”.