Sociedad

Habitantes de Cuetzala en Guerrero toman las armas e instalan retenes

Armados con escopetas y rifles calibre .22, al menos 30 personas establecieron retenes de seguridad para proteger a su municipio; son apoyados por elementos del Ejército Mexicano y Policía Estatal.
Enrique Villagómez/Corresponsal
13 abril 2014 17:23 Última actualización 13 abril 2014 17:24
retenes Guerrero CUARTOSCURO

Los retenes de seguridad fueron establecidos en diversos puntos estratégicos que acceden al municipio. (Cuartoscuro)

ACAPULCO. Habitantes en el municipio de Cuetzala del Progreso Guerrero, establecieron filtros de seguridad en coordinación con ejército y policía estatal, para defenderse de los criminales que agobian esa zona.

Tras la detención de su alcalde Feliciano Álvarez Mecino, por parte de la Procuraduría General de la Republica (PGR), y la indecisión del suplente Israel León Tavares, para asumir el cargo, la ciudadanía se encuentra en la incertidumbre por saber que pasará con la actual administración.

A partir de este fin de semana, los habitantes decidieron establecer retenes de seguridad en diversos puntos estratégicos que acceden al municipio, como una medida de auto protegerse de la delincuencia que los agobia.

La acción es coordinada por elementos del Ejército Mexicano y Policía Estatal, quienes asumieron las tareas de vigilancia en ese municipio, luego de la detención del alcalde Álvarez Mecino, y de la renuncia masiva de los 10 policías municipales que había en servicio.

En total son cinco grupos de seis personas cada uno, los que participan en los filtros de revisión y vigilancia que se han instalado en los accesos al municipio, y se encuentran armados con escopetas y rifles calibre .22.

El municipio de Cuetzala del Progreso que se encuentra asentado en la zona norte de Guerrero, ha sido constantemente afectado por grupos de la delincuencia organizada que se disputan el control del acceso a la región de la Tierra Caliente, y donde los asaltos, extorsiones, secuestros y asesinatos provocaron la migración de decenas de familias que literalmente “huyeron” por la inseguridad.

De acuerdo a la Ley Orgánica del estado de Guerrero, ante la ausencia del alcalde, el suplente debe tomar las riendas del municipio tras ser ratificado por el Congreso del Estado. Sin embargo, para el caso de Cuetzala del Progreso, el suplente Israel León Tavares, ha manifestado su indecisión para asumir el cargo, sobre todo porque el gobernador no se ha comprometido a garantizar su ayuda para devolverle la tranquilidad al municipio.