Sociedad

Delegado en Iztapalapa insiste en saber cómo detuvieron a Abarca

Jesús Valencia, jefe delegacional en Iztapalapa, reclamó que a una semana de la captura del exedil de Iguala, José Luis Abarca, y de su esposa, María de los Ángeles Pineda,  no ha sido aclarado cómo se llevó el operativo para detenerlos.
Rafael Montes
10 noviembre 2014 19:56 Última actualización 10 noviembre 2014 19:56
Detención de José Luis Abarca. (Especial)

Detención de José Luis Abarca. (Especial)

CIUDAD DE MÉXICO.- A una semana de la detención del exalcalde de Iguala, José Luis Abarca, y su esposa, María de los Ángeles Pineda Villa, en la delegación Iztapalapa, el jefe delegacional Jesús Valencia reclamó que no se ha aclarado cómo fue el operativo de su captura y aseguró que al existir esas dudas se prestan para pensar que los presuntos autores intelectuales de la desaparición de los 43 normalistas de Aytozinapa fueron “sembrados” en la demarcación, que es un bastión perredista.

“No puedo afirmar que los hayan sembrado, nos tiene que aclarar esas dudas, pero lo que no puedo es aceptar que no se nos explique con toda claridad, porque si no te explican, entonces sí lo puedes llevar al terreno político y decir ‘es otro bastión (del PRD)’, Iztapalapa, y es muy sencillo decir ‘es el PRD, Jesús anduvo por Guerrero en campaña con Aguirre’, eso no lo voy a permitir porque no es ni real ni cierto”.

Valencia reiteró que ya ha aclarado a diversos medios que su participación en la campaña de Ángel Aguirre a la gubernatura de Guerrero acabó el 30 de diciembre de 2012 y que no conoció ni se fotografió ni tuvo relación con José Luis Abarca pues su campaña política por la delegación Iztapalapa se empalmó con la del candidato a la alcaldía de Iguala.

Informó que actualmente está aseguradas la casas de Cedros, en la colonia Tenorios, en donde fueron aprehendidos los esposos Abarca, pero la de la calle de Jalisco, en Santa María Aztauacán, donde detuvieron a la mujer que los ocultó, Noemí Berumen, no está asegurada.

Jesús Valencia también explicó que se está dando apoyo psicológico a vecinos de la zona, sobre todo a jóvenes para mitigar los señalamientos que hacen de su colonia, a la que critican por presuntamente ocultar a supuestos delincuentes.

“Estamos trabajando con los comités vecinales, con mucha información a la gente porque sí fue de entrada, recibir policías en la madrugada, como decenas de medios de comunicación, que no están acostumbrados a eso, un asunto difícil; a muchos los estamos apoyando con cuestiones psicológicas, porque los están tratando, sobre todo a chicos que van a la escuela fuera de la zona, que si allí escondían a tal o cual delincuente”.

Dijo que su petición es una explicación exacta de cómo fue la detención “porque eso sí es de interés público, la investigación previa y por qué, ellos ya la hicieron, pero explíquennos con claridad para que les creamos y no nada más se piense o quede en el ambiente que nos lo pudieron haber ido a sembrar, no lo digo yo, es un tema de vox populi”.

Valencia reiteró que su intención sólo es decir que “Iztapalapa no es ningún nido de delincuentes, Iztapalapa no es guarida de delincuentes, es de gente trabajadora, de gente que todos los días se despierta temprano y se va a trabajar, pero de ninguna manera es guarida de delincuentes”.

Recordó que el día de la detención, el 5 de noviembre, “un diputado federal de apellido Alcalá se sube a la tribuna a decir justamente eso, a partir de eso es porque yo digo que tengo defender a la delegación, porque no pueden llevar a la más alta tribuna de la nación un posicionamiento cuando un diputado de Jalisco en su vida se ha parado en Iztapalapa”.