Sociedad

Cruzada contra Hambre debe proveer acceso
a agua potable: BID

En México hay 5.2 millones de personas sin acceso al agua potable y 7.8 millones que no cuentan con sistemas de saneamiento.
Notimex
05 febrero 2014 11:54 Última actualización 05 febrero 2014 12:7
Cada día mueren cuatro mil 500 niños por la falta de acceso al agua potable y al alcantarillado.

Cada día mueren cuatro mil 500 niños por la falta de acceso al agua potable y al alcantarillado. (Archivo/Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- El programa Cruzada Nacional contra el Hambre debe impulsar una estrategia para proveer el acceso al agua potable y drenaje a sus beneficiarios, señaló la represente del Banco Interamericano de Desarrollo en México (BID), Mercedes Aráoz Fernández.

En la presentación del Modelo de Intervención de Agua y Saneamiento en Zonas Rurales Dispersas, que financian el BID, la Organización no gubernamental World Vision y la Fundación Pepsico explicaron que llevar esos servicios a las comunidades de menor desarrollo es uno de los ejes del Plan de Acción 2013-2108 del BID para México.

Entendemos que el acceso al agua y saneamiento es un elemento fundamental y por ello queremos incorporar este programa a la Cruzada Nacional contra el Hambre a la que también contribuimos”, refirió.

Recordó que de acuerdo con la Comisión Nacional del Agua en las comunidades rurales de México hay 5.2 millones de personas sin acceso al agua potable y 7.8 millones que no cuentan con sistemas de saneamiento lo que representa coberturas de 80.3 y 70.1 por ciento, respectivamente.

Por ello, dijo, este modelo que se presenta hoy donde el Banco Interamericano junto con donadores privados y organizaciones no gubernamentales ofrece abasto de agua y acceso al drenaje a 400 familias en cuatro comunidades de diferentes estados puede ser tomado como modelo a replicar en América Latina.

La intención es que la cooperación técnica y el esquema en donde las propias familias beneficiadas son las que toman las decisiones se apliquen en los 400 municipios cubiertos por ese programa, pero también en otros países de América Latina donde es necesario ayudar a las poblaciones a mejorar su calidad de vida.

A su vez, la directora de World Vision México, Marta Yanet Rodríguez, destacó que el modelo diseñado para este objetivo tiene como elemento central que sean los propios beneficiarios quienes deciden y gestionan los servicios, lo cual implica superar la visión asistencialista.

Esto, subrayó, es principalmente importante en un mundo donde cada día mueren cuatro mil 500 niños por la falta de acceso al agua potable y al alcantarillado.