Sociedad

Crucero no atracó en Cozumel por acuerdo
con naviera: Autoridad portuaria

Por mutuo acuerdo de las instancias mexicanas con Carnival Cruise Lines, y con base en el protocolo de sanidad internacional, se decidió que el crucero Carnival Magic, donde viaja una mujer que tuvo contacto con el ébola, no atracara en Cozumel, dijo el director general de la Administración Portuaria Integral de QR.
Norma Anaya / corresponsal
17 octubre 2014 15:52 Última actualización 17 octubre 2014 15:59
Crucero en el puerto de Cozumel

Crucero en el puerto de Cozumel. (Cuartoscuro/Archivo)

COZUMEL.- El director general de la Administración Portuaria Integral de Quintana Roo, Ercé Barrón, señaló que fue por mutuo acuerdo de las instancias mexicanas con la naviera Carnival Cruise Lines, y con base en el protocolo de sanidad internacional, que se decidió que el crucero Carnival Magic no atracara en este puerto mexicano como estaba previsto.

El directivo explicó que la mujer que se encontraba a bordo que reportó a las autoridades médicas del crucero haber tenido contacto con el primer paciente diagnosticado con ébola en el Texas Health Presbyterian Hospital de Dallas, quien más tarde murió a causa de la enfermedad, decidieron aislarse por voluntad propia dentro de la embarcación por voluntad propia, por lo que tampoco bajaron al puerto de Belice, donde antes atracó la embarcación.

“La determinación para que el crucero no atracara en Cozumel se tomó de común acuerdo con la naviera Carnival Cruise Line, instancias de sanidad americana, entre ellas el Centers for Disease y Control and Prevention, las cuales tuvieron informada a la naviera sobre los procedimientos, y las dependencias mexicanas que en este caso tienen injerencia, como la Secretaría de Salud, aunque también estuvieron presentes Migración y Aduanas”, aseveró en entrevista con EL FINANCIERO.


El crucero proveniente de Galveston, Texas, con 3 mil 600 pasajeros a bordo, tenía previsto dentro de su itinerario el arribo a esta isla del Caribe mexicano, pero luego del análisis de la situación, se determinó suspender el atraque del navío en el puerto mexicano y la empresa decidió que regresara a Estados Unidos antes de tiempo.

Se tuvo una conversación con el capitán del navío, relató el funcionario mexicano, y se determinó evitar el atraque como medida de prevención, aunque la mujer, según señalan, no presenta síntomas de ébola.