Sociedad

Avanza remodelación
en Masaryk

En un mes de trabajos, ya se removieron 7 mil 568 metros cuadrados de banquetas y guarniciones, así como 9 mil 200 metros cuadrados de pavimento, explicó Eduardo Aguilar, titular de la Autoridad del Espacio Público.
Rafael Montes
24 febrero 2014 16:20 Última actualización 24 febrero 2014 16:48
Etiquetas
Obras en Masaryk

Para brindar seguridad en vialidades y obra, se adecuaron pasos peatonales con tarimas, escalones y rampas de madera. (Cuartoscuro/Archivo)

CIUDAD DE MÉXICO. Los trabajos de remodelación en la avenida Presidente Masaryk se desarrollan según lo programado, pues ya se terminó con la demolición de todas las banquetas en el tramo Moliére-Arquímedes y se procederá a la reubicación del mobiliario urbano de la zona, informó el titular de la Autoridad del Espacio Pública (AEP), Eduardo Aguilar.

Además, dijo que se continúa con la excavación de las trincheras para la instalación del cableado subtérraneo.

En el primer mes, ya fueron removidos 7 mil 568 metros cuadrados de banquetas y guarniciones, así como 9 mil 200 metros cuadrados de pavimento.

Valdez aseguró que a pesar de los trabajos, los negocios de la avenida siguen ofreciendo sus servicios, tal y como ocurrió con los establecimientos de 16 de Septiembre, en el Centro Histórico, durante su rehabilitación.

Para la colocación del cableado subterráneo, se procederá a identificar las trayectorias de las líneas del alumbrado público, semáforos, redes de agua potable, residual de drenaje y pluvial, e instalaciones eléctricas, a fin de no afectar los servicios que se brindan a la ciudadanía.

Para estas últimas se excava por medios mecánicos y manuales para la colocación de una cama de arena de 10 centímetros a lo largo del ducto; tendido de tuberías de PVC en tres hileras de cinco conductos al centro de la vialidad; así como la excavación de trinchera en los paramentos de comercios y de diferentes bóvedas de la Comisión Federal de Electricidad.

El funcionario detalló que para brindar seguridad en las vialidades y obra, se adecuaron pasos peatonales con tarimas, escalones y rampas de madera y además se abrieron accesos para permitir el flujo de peatones a lo largo de la avenida y principalmente en entradas a los diferentes comercios.

El tramo de Moliére a Arquímedes sigue confinado con barreras viales, trafitambos, barricadas y malla plástica naranja, mientras que para agilizar el tránsito, se cuenta con 15 bandereros en cada cruce, así como en la Glorieta de Arquímedes y la calle Moliere.

Además, hay ocho pantallas y 20 banderas con lonas explicativas y señalización correspondiente para desvíos y vías alternas que contemplan 10 flecheros luminosos para la noche.