Sociedad

CETEG bloquea bancos en Chilpancingo en apoyo a normalistas

Maestros adheridos a la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero, así como padres de familia y estudiantes  han bloqueado 5 sucursales bancarias en Chilpancingo exigiendo el regreso de los 43 jóvenes desaparecidos, juicio político al alcalde de Iguala y la destitución del gobernador.
Enrique Villagómez/Corresponsal
10 octubre 2014 13:36 Última actualización 10 octubre 2014 13:46
BANCOS IGUALA

Maestros de la CETEG, junto con estudiantes y padres de familia, han bloqueado 5 sucursales bancarias en el centro de Chilpancingo, como parte de las movilizaciones para exigir la aparición de los 43 normalistas. (Enrique Villagómez)

ACAPULCO. Cinco sucursales bancarias, ubicadas en el centro de Chilpancingo, fueron bloqueadas por maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) con el apoyo de padres de familia y estudiantes para exigir el regreso con vida de los 43 jóvenes desaparecidos en Iguala.

En las  sucursales, pertenecientes a diferentes instituciones bancarias, los bloqueadores colocaron mantas con leyendas para exigir el regreso  de los desaparecidos, así como juicio político al alcalde de Iguala, José Luis Abarca Velázquez, y la destitución del gobernador Ángel Aguirre Rivero.

Los inconformes impiden el ingreso a las sucursales bancarias, al tiempo que ofrecen disculpas por esta acción, e invitan a las personas a que se sumen a la exigencia popular para que haya castigo a los responsables de asesinar a 6 personas, herir a 25 y desaparecer a 43 normalistas.

Mientras tanto, en Acapulco, otras delegaciones de la CETEG, tomaron por tiempo indefinido las instalaciones de la delegación de los servicios educativos de la localidad, como apoyo al movimiento social.

Por su parte, unos 2 mil jubilados y pensionados,provenientes de diversas regiones de Guerrero, realizaron una marcha por la zona turística del puerto, para exigir aumentos en sus pensiones y aguinaldo. Pero también como una muestra de solidaridad a la lucha que llevan a cabo los padres de familia de los desaparecidos.

A través de las redes sociales se inició un fuerte debate entre simpatizantes del gobernador Ángel Aguirre Rivero, quienes apoyan su decisión de mantenerse en el cargo, y aquellos que exigen su salida de la administración estatal por considerar que incurrió en graves omisiones para atender lo que sucedía en Iguala.