Sociedad

Bisnieto de Zapata lamenta abandono del campo en Morelos

A 95 años del deceso de El Caudillo del Sur, Emiliano Zapata, su bisnieto, Emiliano Zapata Salazar señala que los tres niveles de gobierno utilizan la figura del jefe de la Revolución del Sur para actos partidistas y no para apoyar a los trabajadores del campo.
Jorge Espíndola / Corresponsal
10 abril 2014 20:9 Última actualización 10 abril 2014 20:10
Emiliano Zapata

Emiliano Zapata

CUERNAVACA.- Las celebraciones oficiales del natalicio y aniversario luctuoso del caudillo Emiliano Zapata Salazar se han convertido en actos meramente partidistas, sin sentidos ni razonamiento, debido a que hay un total abandono a los hombres del campo en Morelos, afirmó el bisnieto del héroe de la Revolución Mexicana, Edgar Castro Zapata.

En entrevista con EL FINANCIERO, lamentó que los actores políticos de los tres niveles del gobierno utilicen el nombre del jefe de la Revolución del Sur solamente para sus discursos, pero nunca para darles el valor histórico que tienen también quienes lo acompañaron en la lucha por conseguir un mejor país.

De hecho, junto con personas mayores de 80 y 90 años de edad, entre viudas e hijos, acudió al Congreso de Morelos para exigir el pago de pensiones hacia los zapatistas que dieron su sangre, en donde los diputados locales simplemente los ignoraron.

Y es que de manera mensual desde el año de 1991 los integrantes del Ejército Libertador del Sur reciben 500 pesos bimestrales como compensación por haber luchado por la patria, que les adeudan desde el año 2010 y al momento ninguno de los tres niveles del gobierno quiere saldar.

Durante más de dos horas las personas de la edad en plenitud esperaron a que los diputados locales iniciaran la sesión ordinaria, pero no había ni quorum ni tampoco diputados dentro del Congreso local presuntamente “porque no podían llegar debido a la manifestación de comerciantes”.

De ahí que el bisnieto de Emiliano Zapata, Edgar Castro Zapata, manifestara que la celebración de su aniversario luctuoso sea solamente un acto de proselitismo electoral, en donde los partidos políticos como los gobiernos en turno utilicen su nombre para pretender atraer votos en tiempos electorales.

Habrá una celebración hipócrita porque hay un campo abandonado, los campesinos y sus hijos ante la falta de apoyos directos hacia ellos prefieren rentar las tierras o irse a buscar el sueño americano, donde al final son acusados de asesinato sin haberlo cometido y son ejecutados”, aseguró.

Ejemplo de lo anterior destacó la presencia de al menos 50 personas de entre 70, 80 y 90 años de edad en el Congreso de Morelos, quienes exigen el pago de 500 pesos bimestrales que no les otorgar desde el año 2010.

“Son recursos económicos que no llegan anualmente ni a los 200 mil pesos, pero que les han sido negados por la falta de presupuesto y esto es una prueba fehaciente de que al gobierno no le interesa Emiliano Zapata Salazar, sino los votos que le deja tan solo con mencionarlo el día que lo mataron (10 de abril) el que nació (8 de agosto)”, subrayó.

Castro Zapata también lamentó que organizaciones como la Central Nacional Campesina (CNC), la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA), la Central Campesina Independiente (CCI) y muchas más solamente sirvan para lucrar a nombre de los campesinos.

La realidad, afirmó, es que no hay presupuesto para el apoyo de la producción agrícola hacia quienes sirven al campo, solamente a las grandes empresas y muchas de éstas son trasnacionales, como a políticos con grandes extensiones territoriales a los que les llegan en tiempo y forma los créditos, que muchas veces ni pagan.

En materia de producción agropecuaria, subrayó que sigue abandonada, sobre todo porque la reforma agraria contemplada desde el gobierno federal deja de lado a los pequeños productores y solamente está dedicada a regresar el feudalismo al campo.

El bisnieto de Emiliano Zapata cuestionó la capacidad de Manlio Fabio Beltrones y de Emilio Gamboa Patrón como representantes populares, porque los consideró unos farsantes y ocupar los cargos de elección popular para beneficio personal y las empresas que manejan.

Hoy, los verdaderos zapatistas solamente llevaremos flores a su tumba y nos quedaremos callados, porque mientras no haya justicia en el campo y a sus verdaderos hombres lo demás son actos de hipócritas en donde los descendientes de Emiliano Zapata no vamos a participar.


Castro Zapata reveló que actualmente hay más de 50 nietos, bisnietos y otros familiares de Emiliano Zapata que viven en los Estados Unidos de Norteamérica, quienes fueron en busca del sueño americano ante la falta de oportunidades en México.