Sociedad

Acapulco debe 60 mdp a financieras por préstamos a empleados

El ayuntamiento de Acapulco aceptó que tiene un adeudo de 60 millones de pesos con varias financieras que prestaron dinero a empleados, acusa que la administración anterior no realizó los pagos.
Enrique Villagómez/corresponsal
10 julio 2014 12:3 Última actualización 10 julio 2014 12:18
  [Bloomberg] En el día, el peso retrocedió 3.35 centavos 0.26%. 

[Bloomberg] En el día, el peso retrocedió 3.35 centavos 0.26%.

ACAPULCO, Guerrero.- El ayuntamiento de Acapulco tiene un adeudo de 60 millones de pesos con varias financieras que prestaron dinero a cerca de mil 800 empleados, que no fue pagado por la administración del priista Manuel Añorve.

Entrevista con El Financiero, el presidente municipal Luis Walton Aburto, reconoció el adeudo, pero acusó que fue la administración anterior que encabezo el ahora diputado federal por la vía plurinominal, quien incurrió en la irregularidad de no pagar esos créditos.

“Déjeme decirle que ya les debían. Se deben 60 millones que le prestaron a los trabajadores y ellos pagaron, pero el ayuntamiento no pago, pero eso viene de la otra administración. Nosotros para ser exacto hemos revisado y lo que debemos de este trienio son como 400 mil pesos”, puntualizó el alcalde.


DEMANDAN A ACAPULCO ANTE LA PGR

La empresa Crediamigo, que otorga préstamos personales a empleados de gobierno, demandó ante la Procuraduría General de la República (PGR) al ayuntamiento por incumplir con el pago de los créditos que otorgaron a trabajadores de este municipio.

El pasado 3 de mayo, la empresa crediticia Finmart, dueña de la Sociedad Financiera de Objeto Múltiple Crediamigo, presentó a través de su representante legal Xavier Olea Peláez, una demanda penal ante la PGR contra el ayuntamiento de Acapulco, para logra por la vía judicial el pago de 4 millones 400 mil pesos que amparan los créditos otorgados a empleados municipales.

La denuncia destaca que el ayuntamiento de Acapulco se niega a pagar ese dinero, a pesar de que ya les fue descontado vía nomina a los trabajadores esos créditos personales que oscilan entre los 10 y 80 mil pesos.

“El delito reside en la retención indebida de los recursos que son propiedad de Finmart, porque hay un contrato que obliga al ayuntamiento a pagar a la empresa Crediamigo, el dinero que descontó vía nomina a sus empleados por los créditos que se les otorgaron y aun así no lo ha hecho a pesar de que fue requerido a través de notario público”, detalló el abogado Olea Peláez.

Luis Walton calificó de tendenciosa la demanda que se presentó ante la PGR, porque hace parecer como irresponsable a esta administración, cuando en realidad quien cometió la irregularidad fue la anterior, al descontar los créditos a los empleados a través de la nómina pero por causas desconocidas no pago a las financieras que los otorgaron.

“La verdad si es tendenciosa porque habla de nosotros y no habla de que es un crédito que se otorgó a la administración pasada”, aseguró.

Debido a este adeudo que mantiene el ayuntamiento de Acapulco con varias financieras como Caja Libertad, Crediamigo, Credimax, Independencia y Kondinero entre otras, cientos de trabajadores entre sindicalizados y numerarios fueron reportados al buró de crédito y ya no son objeto de prestaciones de este tipo, e incluso muchos de ellos son acosados por bufetes jurídicos que los “amenazan con embargos de bienes” para recuperar el préstamo que recibieron.