Scotch Egg Fest: de Escocia para México
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Scotch Egg Fest: de Escocia para México

COMPARTIR

···

Scotch Egg Fest: de Escocia para México

En el Scotch Egg Fest seis cocineros reinventan la tradición escocesa con ingredientes nacionales.

Lizbeth Hernández
10/08/2018
No te pierdas este festival que mezcla huevos y whisky.
Placeholder block

Son fáciles de comer y guardar, tanto que los escoceses los traían en el bolsillo por si les daba hambre; si tenían sed, se tomaban un trago de whisky. Esta es la anécdota que cuenta el mixólogo Fernando Peretz para ejemplificar la afición de los británicos por dos alimentos icónicos en su cultura: huevos y whisky.

Ambos son los protagonistas del Scotch Egg Fest, que por vez primera se realiza en seis restaurantes mexicanos a partir de hoy.

La iniciativa se centra en degustar un platillo basado en la receta tradicional del huevo escocés, pero con el toque y la creatividad de cocineros afincados en la ciudad.

A la preparación que habitualmente se consume del otro lado del Atlántico, al huevo cocido se le quita la cáscara y se recubre con una mezcla de salchichas, carnes y pan, que posteriormente se fríen. Pero, en el festival mexicano, el huevo –en diferentes cocciones– se incluye como rey de todos los platillos. Los chefs lo mezclan con ingredientes como quelites, mole coloradito, empanizado de pan de pulque, plátano, frijol, maíz, tasajo y hasta hoja santa.

Hay desde huevos sin carne, pero con plátano, coloradito y frijol, como la propuesta del cocinero Raúl Valencia, del Pehüa, hasta la más apegada a la tradición británica que es la del chef Filipe Neves, de Can Can, que cubre el blanquillo con carne de panza de cerdo, tocino y salsa inglesa.

“Se trata de jugar con ingredientes simples, pero que llevan mucha dedicación; lo acompañamos con una salsa de ternera con 17 ingredientes y cebolla caramelizada por 20 horas”, comparte Michael Álvarez, cocinero de Jacinto y Paz.

El oaxaqueño Alam Méndez, de Pasillo de Humo, comparte que introdujo el huevo dentro de una infladita de maíz rellena de tar tar de tasajo, hoja santa asada y verdolagas con vinagreta de whisky y puré de hongos.

Todos los resultados son creativos. Se servirán hasta finales de mes para paladares ávidos de probar recetas singulares.