No me gustan las películas de terror pero la historia de 'La Monja' es genial: Demián Bichir
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

No me gustan las películas de terror pero la historia de 'La Monja' es genial: Demián Bichir

COMPARTIR

···

No me gustan las películas de terror pero la historia de 'La Monja' es genial: Demián Bichir

El actor mexicano reconoce que en un principio rechazó participar en esta película porque no le gusta pagar porque lo asusten.

Redacción
05/09/2018
Actualización 07/09/2018 - 16:49
Demián Bichir en entrevista para En EF y Por Adela.
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El actor Demián Bichir indicó que cuando lo invitaron a participar en la película La Monja, en un principio rechazó el papel porque no le gustan las películas de terror, pero después lo aceptó por la forma en la que la historia está armada.

"Cuando llegó el guión dije 'no, yo paso, no me gustan las películas de terror', no las veo porque no me gusta pagar para que me asusten. Muchas historias terroríficas se escriben en todos lados, en la Casa Blanca, sin ninguna duda, y hay mucho terror ahí afuera como para todavía pagar para que te asusten", opinó en entrevista con Adela Micha para el programa En EF y Por Adela.

Aunque reconoció que a muchas personas les atraen este tipo de películas porque encuentran en ellas una forma de descargar adrenalina.

"Y por eso existen los deportes extremos y les gustan las películas de terror para liberar esa tensión, pero yo no, yo nunca he sido fanático de las películas de terror. Entonces, cuando llegó el guión mi agente me dijo 'yo sé que no te gustan las películas de terror', le dije 'neeel, paso' y después me dijo más o menos por dónde iba la cosa y le dije 'a ver, déjame leerlo y la historia es genial, sensacional", detalló.

La película La Monja se estrena este 7 de septiembre en México y en ella, Bichir interpreta el papel de un padre de Filadelfia de los años 50, que es enviado por el Vaticano a un convento en las montañas de Rumania para investigar el suicidio de una monja.