PYME

Pymes mexicanas, las más afectadas por la mayor volatilidad monetaria

Ante el aumento de la volatilidad monetaria en el mundo,
las pequeñas y medianas empresas mexicanas son las más susceptibles de ser afectadas debido a que tienen menor margen para ajustar sus estrategias de negocios en un entorno complicado, advirtió la calificadora Moody's.
Clara Zepeda
20 mayo 2015 22:30 Última actualización 21 mayo 2015 5:5
Pyme

Las pymes son las más susceptibles de ser afectadas por la volatilidad monetaria. (Reuters)

CIUDAD DE MÉXICO.-La calificadora de riesgo crediticio Moody’s alertó que las pequeñas y medianas empresas (Pymes) en México son las más susceptibles a presentar deterioros ante el aumento de la volatilidad monetaria global, ya que este segmento tiene menor flexibilidad para ajustar sus estrategias de negocios en un entorno difícil.

De acuerdo con la firma, la expectativa de un incremento en la tasa de referencia de Estados Unidos y la resultante apreciación generalizada del dólar han deteriorado las condiciones de acceso a los mercados financieros internacionales, lo que podría significar un riesgo para los soberanos, corporativos y banca de países Latinoamericanos que aumentaron su endeudamiento en moneda extranjera en los últimos años.

Sin embargo, en el estudio “La volatilidad monetaria aumenta el riesgo crediticio para soberanos, empresas y bancos”, aclaró que los agentes económicos no tendrán la misma suerte, ya sea que estén en Brasil, México o Perú, dependerá de la exposición de los riesgos que tenga cada uno.


Moody’s Investors Service expuso que “aunque esperamos que la calidad general de los activos de los bancos mexicanos se mantenga estable, puede haber un ligero deterioro en la cartera Pyme”.

En este sentido, alertó que las empresas de este segmento tienen menos flexibilidad para ajustar las estrategias de negocios en un entorno difícil, y el aumento de la volatilidad monetaria podría elevar sus costos de operación y financiamiento.

Pero en general, estima que en México, los bancos tienen carteras ampliamente diversificadas en términos de industria y madurez, con préstamos en moneda extranjera equivalente a sólo 6 por ciento de los activos totales.

Los préstamos a la industria de petróleo y gas, con menores precios, incluyendo la exposición a Petróleos Mexicanos (Pemex) y sus proveedores, constituyen alrededor de 5 por ciento de los activos totales del sistema bancario.

Añadió que las empresas con ingresos en su mayoría nacionales y con financiamiento principalmente extranjero, son las más vulnerables y enfrentan un mayor riesgo de violar convenios, pero a decir de la calificadora, los corporativos mexicanos están mejor parados en la región.  Respecto al soberano México, expuso que su exposición a deuda externa ha venido aminorando.

“La exposición a las fluctuaciones del tipo de cambio para Brasil, México y Perú se ha reducido en la última década, pues los gobiernos redujeron su dependencia de la deuda en moneda extranjera debido principalmente al desarrollo de los mercados de deuda locales”, expuso la firma.