Power Tools

¿10 años en el mismo empleo es un fracaso? Los millennials dicen que sí

Los millennials abundan en las compañías, pero, a diferencia de personas de otras generaciones, ellos no ven el asentamiento a largo plazo en una empresa como algo positivo, esto según una encuesta realizada por Deloitte a jóvenes de 19 países.
Bloomberg
12 enero 2016 13:27 Última actualización 12 enero 2016 21:28
ME millenials

La encuesta de Deloitte se le realizó a 7 mil 500 profesionales con formación universitaria en actividad en 19 países. (Especial)

Los “millennials” que cambian a menudo de trabajo están poniéndose viejos. A diferencia de las generaciones anteriores de jóvenes que al final se asentaban en una empresa por la seguridad financiera a largo plazo, la generación nacida entre 1982 y 2004 no muerde el anzuelo, muestra una nueva encuesta.

“Es mucho más fácil hablar de crecimiento personal y trayectoria profesional cuando éstos se manifiestan como un recorrido literal entre distintas empresas antes que en una sola”, dijo Mac Schwerin, redactor de 27 años que cambió de trabajo tres veces en el mismo número de años para ascender. “Es más fácil proclamar que el denominador común es uno mismo, que lleva el éxito donde quiera que vaya”.

La mayoría de sus pares coincide con él. En una encuesta realizada a “millennials” por Deloitte, dos tercios dijeron que esperaban estar trabajando en otra empresa en un plazo de cinco años o antes.

Deloitte encuestó a 7 mil 500 profesionales con formación universitaria en actividad en 19 países para su quinta encuesta anual Global Millennials.

¿Cambiarse a menudo de trabajo es sinónimo de crecimiento? Esto es lo que piensan los 'millennials' mexicanos
"Considero que cuando estás en un trabajo y llegas a la cúspide de lo que éste te puede dar, es el momento oportuno para conseguir otro.
El estar en distintos escenarios desarrollando competencias hace que tengas un conocimiento integral".
Fernanda Virgen, psicóloga de 27 años

"Creo que el sinónimo de crecimiento personal y profesional es el cambiar de puesto dentro de la misma empresa y qué tanto tus empleados se refieren a ti para situaciones tanto dentro como fuera de la empresa, no cambiando de trabajo".
Mirenchu Ruíz, mercadóloga de 26 años

"Depende de qué tan a menudo porque muchas veces se ve como falta de compromiso o de estabilidad; si se habla de una empresa, a ellos no les conviene estar capacitando gente a cada rato... Si se cambia a menudo por razones de interés de crecimiento, claro que también es trayectoria".
Licenciada en comunicación de 23 años que prefirió no dar su nombre

"No creo que tener una rotación laboral alta sea sinónimo de crecimiento profesional debido a que la experiencia no se adquiere de la noche a la mañana, ni el networking de calidad; sin embargo, si la rotación es ascendente y en cada lugar donde pisas dejas impresión positiva, sí sería crecimiento".
Ricardo Limón, ingeniero mecánico administrador y MBA, de 27 años

“Los ‘millennials’ tienen un pie afuera”, dijo Punit Renjen, máximo responsable ejecutivo de Deloitte Global. Si bien los “millennials” quieren las mismas cosas que querían los adultos de generaciones anteriores –es decir, ser propietarios de sus casas y formar familias- su demanda de habilidades de liderazgo y su voluntad de saltar a un empleo nuevo para adquirirlas es algo novedoso, dijo Renjen.

Según la encuesta, uno de cada cuatro “millennials” abandonaría inmediatamente su trabajo si recibiera otra oferta. Esa cifra saltó hasta 44 por ciento cuando se les preguntó si se irían en dos años. Muchos jóvenes terminaron la escuela durante una recesión y por consiguiente, con un mercado del empleo sumamente competitivo.

Venderse como activo a cualquier empresa, antes que mantenerse fiel a una sola, pasó a ser visto como algo esencial para la supervivencia profesional. Dentro de este conjunto con perspectivas de irse, la mayoría sentía que no estaba en vías de ascender en su empresa actual y buscaba activamente su siguiente experiencia.


Los “millennials” representan actualmente la porción más grande del mercado de trabajo estadounidense. A medida que trepan en los escalafones de la dirección, su veleidad podría representar un costo para las empresas. En la encuesta de Deloitte, 12 por ciento de los encuestados tenían posiciones en el consejo de administración o eran jefes de departamento, y de ese grupo, 57 por ciento proyectaban cambiar de empleo para fines de 2020.

Perder y adquirir nuevos empleados es costoso, más todavía en los puestos gerenciales, dijo Vip Sandhir, fundador y máximo responsable ejecutivo de HighGround, una compañía que crea software de participación para empleados.

Empresas como Patagonia, Allianz y Echo utilizan los servicios de HighGround para tener una retroalimentación constante por parte de sus empleados de manera que se involucren tanto con su trabajo como para querer quedarse.

Deloitte también invirtió 350 millones de dólares en su propia Universidad Deloitte, un centro de enseñanza de 213 kilómetos cuadrados en Westlake, Texas que –entre otras cosas- vincula a 65 mil empleados con mentores personales para mantenerlos en el camino profesional orientado por Deloitte.

Con información de Daniel Blanco