Sedesol no será cabeza de programas sociales
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Sedesol no será cabeza de programas sociales

COMPARTIR

···
Política

Sedesol no será cabeza de programas sociales

09/05/2013

 
Eduardo Ortega / Rivelino Rueda / Víctor Chávez
 
En el diseño de la estructura organizativa del Sistema Nacional de Programas Sociales de Combate a la Pobreza, acordado en el Adéndum del Pacto por México, debe dejarse fuera cualquier influencia de un gobierno de tipo partidista.
 
Los dirigentes del PAN, Gustavo Madero, y del PRD, Jesús Zambrano, así como Jesús Ortega Martínez, miembros del Consejo Rector del Pacto por México, en entrevistas con EL FINANCIERO, coinciden:
 
El sistema debe quedar fuera de cualquier influencia de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) -que encabeza Rosario Robles Berlanga- para evitar las duplicidades, los subsidios regresivos, establecer evaluaciones permanentes e impulsar la transparencia integral de éstos.
 
"Lo ideal es que no estuviera la Sedesol, porque no estamos buscando que tenga un manejo de gobierno partidario, sino que sea el resultado de una asunción de política pública del gobierno de la República", declaró el dirigente del partido del sol azteca.
 
Los miembros del Pacto por México acordaron crear un Sistema Nacional de Programas de Combate a la Pobreza que elimine en los tres órdenes de gobierno el sesgo asistencial y el uso electoral de los programas sociales, además de que dé prioridad a sus esfuerzos para garantizar el derecho universal a la alimentación.
 
De acuerdo con los firmantes, los recursos del Estado deben llegar directamente y sin condicionantes a la población que más los necesita, por lo que se deben ejercer con reglas de operación y transparencia que permitan su evaluación y la rendición de cuentas.
 
"Es una reconceptualización de todo el sistema para evitar duplicidades, para evitar subsidios regresivos. Todavía no está definido dónde quedaría albergado, pero la idea es superar una visión de sólo mirar al gobierno federal, sino sobre todo tener una visión más transversal", señala el dirigente albiazul, Gustavo Madero.
 
Reglas y padrones
 
Jesús Ortega Martínez, exdirigente nacional del PRD y uno de los principales negociadores en el Pacto por México, aclara que el sistema integraría todos los programas dispersos en el gobierno federal y los gobiernos estatales, con el objetivo de saber exactamente quién está en los padrones de beneficiarios, dónde están, cómo aplicar subsidios, cómo aplicar recursos, cuánto dinero se utiliza y según qué presupuesto, etcétera.
 
"Ahora, ¿quién será la estructura organizativa? Todavía no. Lo ideal sería que estuviera fuera la Sedesol. No se plantea como un organismo autónomo pero sí un órgano descentralizado de la administración pública que controle muy bien toda la ejecución de los programas sociales", señala el exdirigente perredista.
 
Hoy será instalada la mesa de trabajo, integrada por los representantes del Consejo Rector y de los grupos parlamentarios de ambas cámaras, que comenzará a elaborar tanto la iniciativa de reforma política y electoral, como la referente del Sistema Nacional de Programas Sociales, en un eventual periodo extraordinario.
 
En ese contexto, el panista Gustavo Madero subraya que todavía no está definida la estructura del mencionado sistema, en el cual se deberán rediseñar los programas sociales para que sean más eficientes y cumplan mejor su papel.
 
Como complemento, Jesús Ortega Martínez explica que el Sistema Nacional de Programas Sociales trata de juntar, en un solo ente, todas las acciones de la administración pública federal y local.
 
"De pronto tenemos que Sedesol aplica un programa, la Secretaría de Agricultura aplica otro programa, la Secretaría de Salud aplica otro programa, los gobiernos estatales aplican otro programa y luego una parte muy importante de esos subsidios, que en realidad son subsidios, no llegan a la gente que más lo necesita", expone.
 
En opinión de Ortega, el Estado sí debe de subsidiar a la gente más pobre y, por lo tanto, el dinero fiscal debe de contribuir a subsidiar a las familias mexicanas pobres, pero con el sistema actual no se sabe quiénes están en los padrones.
 
"En los padrones están repetidos tres o cuatro, y no solamente los subsidios a la gente más pobre, sino a la gente que requiere créditos, porque el programa social no solamente es dar dinero o despensas, sino los programas sociales también deben ser cómo impulsar la creación de empresas agrícolas o de microempresas comerciales, o entonces vamos a crear ese programa", agrega el perredista.
 
Segob podría representar al Ejecutivo en el Consejo de Programas Sociales



Integrantes de PAN y PRD en la mesa de concertación del Pacto por México proponen que la representación del gobierno federal en el Sistema Nacional de Programas Sociales podría ser la Secretaría de Gobernación.
 
"Los partidos proponemos que sea un órgano colegiado, con nuevas reglas claras; que no sea ni una secretaría de Estado ni una persona la que lo encabece, sino que las decisiones las tome un Consejo Nacional en el que estén representados el Ejecutivo federal a través de la Secretaría de Gobernación, los partidos políticos y un observatorio ciudadano mediante organizaciones civiles", adelantó a EL FINANCIERO el representante del PRD en la mesa de acuerdos, Guadalupe Acosta Naranjo.
 
Aclaró que este modelo de organización "no se ha definido aún, estamos todavía en la fase de propuestas y de ideas para ver quién encabezará este nuevo sistema. No será la Sedesol, por supuesto; y de que sea la Secretaría de Gobernación no es una propuesta formal ni acabada, aunque tampoco se ha rechazado ni criticado", dijo.
 
Precisó que "en este momento no hemos visto la instancia que va a ser la cabeza, sino estamos en la forma de cómo se conduce, regulada por la ley, más allá de los estilos personales de un gobierno o de un secretario".
 
Y argumentó: "¿Y por qué pensamos así? Porque en todos los partidos tenemos la tentación de usar los programas sociales con fines electorales: lo hace el PRI, hoy y siempre; lo hizo el PAN en los últimos dos sexenios en el gobierno federal y lo hace en sus gobiernos estatales y municipales; lo hace el PRD en el Distrito Federal y en sus gobiernos locales. Debemos ser autocríticos, hay que admitirlo y reconocerlo para poder terminar con estos vicios".
 
El nuevo Sistema Nacional de Programas Sociales tiene como propósito "que permita combatir con mayor eficacia la pobreza, que evite las duplicidades, los subsidios regresivos, que establezca evaluaciones permanentes y transparencia integral de todos los programas".
 
Bajo estudio
 
A su vez, el representante del PAN en el Consejo Rector, Marco Antonio Adame Castillo, explicó también a este diario que "hay todavía algunas alternativas que se están explorando, no lo hemos definido. La Secretaría de Desarrollo Social será parte del Sistema, pero no necesariamente será la cabeza, ya que vamos por un Sistema que va mucho más allá de quien encabece esa dependencia".
 
Precisó que, "debido a que se trata de una nueva iniciativa en la que participarán todas las secretarías de Estado con sus respectivos programas, con una orientación social, podría ser como en este momento, que es la propia Secretaría de Gobernación la que coordina las reuniones de discusión para la elaboración y diseño de la iniciativa".
 
Adame Castillo consideró en que el problema hoy precisamente con la Secretaría de Desarrollo Social y con su titular, Rosario Robles, "es coyuntural. Vamos mucho más allá, vamos por un sistema más amplio, independientemente de quien esté al frente".
 
Para ello "se requiere de diversas reformas, de nuevas leyes y de una serie de lineamientos para regular esos programas sociales y para definir los perfiles de los delegados o de quienes los ejecutan".
 
Es necesario, en conjunto, "un rediseño institucional que incluya acciones del Ejecutivo, reformas legislativas y buenas prácticas en la política social para que, con la participación de la sociedad civil, actúen como vigilantes y se garanticen los resultados para los que los programas sociales fueron creados, evitando el sesgo electoral y otros fines distintos".