Maestros de Guerrero acuerdan paro indefinido de labores
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Maestros de Guerrero acuerdan paro indefinido de labores

COMPARTIR

···
Política

Maestros de Guerrero acuerdan paro indefinido de labores

12/09/2013
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
Enrique Villagómez
 
Acapulco Gro; 12 de Septiembre del 2013.- Maestros adheridos a la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación Guerrero (CETEG), acordaron instalarse en paro indefinido de labores, a partir del próximo 20 de septiembre.
 
Se informó que serán más de 3 mil escuelas las que suspenderán labores, a pesar de la advertencia del gobierno estatal, para despedir a todo maestro que falte tres días a laborar.
 
Recientemente, el gobernador Ángel Aguirre Rivero, amenazó con despedir a los maestros que falten tres días consecutivos a sus centros de trabajo.
 
“Tal vez el gobernador pondrá a los soldados a dar clases, ahora que han llegado tantos a Guerrero”, puntualizo con ironía el secretario general de la CETEG, Gonzalo Juárez Ocampo.
 
La Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación Guerrero, acordó en asamblea, que se reanude el paro indefinido de labores, para protestar contra las nuevas leyes de la reforma educativa.
 
También convinieron sumarse a las acciones que se decidan en el segundo encuentro nacional magisterial, que se llevará a cabo el sábado en la ciudad de México.
 
Por su parte, Minervino Morán Hernández, coordinador del movimiento magisterial en la zona centro, aceptó que están conscientes de los riesgos que conlleva esta lucha, pero dijo que el magisterio de Guerrero está dispuesto a asumirlos.
 
Recordó que en Guerrero se agotó la lucha contra la reforma educativa, porque las autoridades estatales no tuvieron capacidad de respuesta.

 
Sobre la manifestación, indicó que estimaron una participación de 8 mil trabajadores de la educación, representando a unas 3 mil escuelas de diversas partes del estado.

 
No obstante, aclaró que ayer no hubo un paro de labores generalizado, porque hubo escuelas donde los trabajadores se turnaron para atender a los niños y participar en la marcha estatal.

 
Concluyó que en Guerrero sigue vivo el movimiento en contra de las reformas estructurales  y se mantiene la demanda por la abrogación de la reforma educativa y sus leyes secundarias.