Hallan a 23 cadáveres en zona oeste de México
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Hallan a 23 cadáveres en zona oeste de México

COMPARTIR

···
Política

Hallan a 23 cadáveres en zona oeste de México

17/08/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
AP
 
 
Los cadáveres de 23 personas asesinadas aparecieron este sábado en dos estados vecinos del oeste de México, donde narcotraficantes, grupos de autodefensa y fuerzas federales han protagonizado enfrentamientos este año, dijeron las autoridades.
 
 
La Procuraduría General de Justicia del estado de Michoacán dijo que nueve cuerpos, baleados y maniatados, fueron hallados en una propiedad abandonada cerca de la localidad de Buenavista Tomatlán.
 
 
Un mensaje dejado en el lugar deja entrever que los fallecidos podrían pertenecer al cártel narcotraficante de los Caballeros Templarios, según la procuraduría.
 
 
Una oleada de violencia ha asolado en la mayor parte del año la zona cercana a los límites con el estado de Jalisco en tanto que han surgido grupos de autodefensa (civiles armados) que combaten a los Caballeros Templarios, los cuales cometen extorsiones y asesinatos en los territorios bajo su control.
 
 
Las autoridades afirman que algunos grupos de autodefensa reciben apoyo del cartel narcotraficante Jalisco Nueva Generación, que también combate a los Caballeros Templarios. Los grupos de autodefensa rechazan tales aseveraciones.
 
 
El mensaje en una cartulina decía que esto ocurrirá a quienes apoyen a los Caballeros Templarios, dijo el portavoz de la procuraduría, Alejandro Arellano.
 
 
El mensaje estaba firmado con las iniciales de Nueva Generación así como las de G.C., que corresponderían a un grupo de autodefensa cuyos miembros son lugareños.
 
 
El gobierno del presidente Enrique Peña Nieto envió en mayo miles de soldados y policías federales a la región para recuperar el control del estado.
 
 
En un principio los lugareños aclamaron la llegada de las fuerzas de seguridad y algunos grupos de autodefensa aceptaron deponer las armas, pero la calma fue efímera.
 
 
Aunque el gobierno de Peña Nieto afirma que han disminuido los homicidios en México, ha tenido dificultades a fin de desplegar una estrategia efectiva para Michoacán y el estado vecino Guerrero. Michoacán y Guerrero se ubican en una zona conocida como Tierra Caliente, por su tipo de clima.
 
 
La respuesta del gobierno a la fecha es parecida a la del anterior presidente, Felipe Calderón, que comenzó su ofensiva contra el narcotráfico con el envío de efectivos militares en 2006 a Michoacán. Después Calderón envió periódicamente más soldados con pocos resultados.
 
 
Los caballeros templarios lanzaron en julio un ataque coordinado contra la policía federal, en la que murieron al menos cuatro agentes y cinco resultaron heridos.
 
 
También mataron en julio a uno de los oficiales de más alto rango de la armada y a un guardaespaldas que se desplazaban en un vehículo en Michoacán en un intento por eludir una barricada.
 
 
Casi al mismo tiempo, lugareños en Guerrero fueron obligados a abandonar sus aldeas debido a la violencia del narcotráfico.
 
 
En Guerrero, las autoridades dijeron el sábado que encontraron 14 cadáveres, ocho de ellos en San Miguel Totolapan, en la región de la Tierra Caliente, y seis en una fosa clandestina cerca de la localidad turística colonial de Taxco.
 
 
La Procuraduría General de Justicia estatal dijo en un comunicado que cinco cuerpos en San Miguel Totolapan fueron encontrados con uniformes estilo militar así como con armas pesadas, municiones y una granada, en la parte trasera de una camioneta Ford.
 
 
Los cadáveres de otros tres hombres jóvenes que presentaban disparos también fueron hallados en la misma localidad, dijo la procuraduría sin especificar el lugar.
 
 
En Taxco, las autoridades descubrieron los restos de seis personas, tres de ellos en avanzado estado de descomposición y tres osamentas de personas, dijo el portavoz del gobierno del estado de Guerrero, José Villanueva Manzanares.