Corrupción ronda al sector energético
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Corrupción ronda al sector energético

COMPARTIR

···
Política

Corrupción ronda al sector energético

27/12/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
 
 
Víctor Chávez
 
,
A pesar de los acuerdos y de los rápidos trámites que hicieron realidad este fin de año una reforma energética -publicada ya formalmente en el Diario Oficial de la Federación-, legisladores federales de PRI, PAN y PRD admiten que la corrupción, la desconfianza en los servidores públicos y en las instancias encargadas de las operaciones con los inversionistas nacionales y extranjeros son el principal temor en la nueva legislación.
 
En entrevistas con EL FINANCIERO, integrantes de las comisiones de Energía y de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados aceptan que abrir todo el sector energético “siempre implica dudas y temores”.
 
,
La priista Paulina Alejandra del Moral Vela reconoce que el principal fantasma que todos ven en la reforma es la amenaza de la corrupción, la opacidad y complicidad, sin embargo –asegura– “se han establecido los mecanismos suficientes y seguros para evitar estas prácticas”.
 
Por ello pide a los partidos de izquierda: “No tengamos miedo a la apertura, es una apertura controlada, en plena rectoría del Estado mexicano, un Estado mexicano fuerte, entero e íntegro”.
 
,
En este sentido, “no hay ninguna ingenuidad en la reforma, no hay ninguna ingenuidad en los legisladores. Los políticos conocemos, sabemos cómo se mueven los grandes intereses, las grandes empresas transnacionales, que en muchos discursos se les magnifica como monstruosos y depredadores”.
 
,
En este tema “que nadie se equivoque: en México el único poder implacable y supremo tiene nombre y apellido, se llama Estado mexicano, y no existe un poder superior a este. Eso es nacionalismo. Se dice que habrá un saqueo a la nación. Es absolutamente falso, lo que sí va haber es una gran conveniencia en favor de México”.
 
Esta apertura “nos va a permitir competir en el mundo con mayor vigor, con mayor fuerza, mayor presencia; no podemos seguir acostados en la hamaca de la mediocridad, cuando el mundo se mueve aceleradamente”.
 
,
El también priista Eloy Cantú Segovia señala que “hay ese temor, pero creo que no habrá más espacios para los temores de la corrupción que hoy existen, por el contrario, la reforma busca ponernos a la vanguardia y aprovechar el gran potencial energético que tiene México”.
 
,
Sostiene que “no hay duda ni lugar a la sospecha, se mantiene la propiedad de los hidrocarburos del subsuelo en manos de la nación, no se privatiza a las empresas petrolera y de electricidad, la reforma energética es responsable, nacionalista, moderna y limpia”.
 
,
El panista Rubén Camarillo Ortega anota que “efectivamente el mayor temor para todos no es la reforma en sí, sino es la corrupción, la opacidad, la aplicación correcta de la ley misma”.
 
,
Sin embargo, “hemos cuidado que ninguna empresa que se encargue de la exploración y explotación del petróleo en México podrá ser dueña de las reservas del crudo y, para garantizarlo, el PAN propuso la creación del Fondo Mexicano del Petróleo”.
 
Estamos tranquilos porque se crearon los mecanismos y los candados para evitar el enriquecimiento de unos cuantos y habrá una escrupulosa vigilancia de todas las operaciones que se hagan, de los contratos y de los recursos que se obtengan, así como de su destino y utilización”, dijo.
 
Los perredistas Luis Espinosa Cházaro y Javier Salinas Narváez remarcan que “la ley podrá decir mil cosas, el problema es que no se cumple, que tiene mil rendijas y que no hay confianza en quienes la tienen que aplicar”.
 
En los hechos –añadió Espinosa– “se abre la puerta, ahora sí de manera legal, para que nuestros funcionarios hagan negocios a su gusto”.
 
,
Para Salinas Narváez, “con todo y la ley de su parte, para los corruptos funcionarios y empresarios que históricamente han saqueado a Pemex, la reforma es un manjar; para la nación esta reforma es una afrenta y atraco a la nación”.
 
“Nos recetaron un dictamen privatizador que si bien no se propone vender un sólo tornillo, los contratos de utilidad compartida sacarán a Pemex de la jugada”.