Compranet garantiza transparencia en compras de sector público: Olivas
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Compranet garantiza transparencia en compras de sector público: Olivas

COMPARTIR

···
Política

Compranet garantiza transparencia en compras de sector público: Olivas

07/07/2013
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Notimex

Las compras del sector público que incluye gobierno, los otros poderes y los organismos constitucionalmente autónomos serán de 878 mil millones de pesos en el presente año, mismas que se dan a conocer a través de Compranet, con lo cual se garantiza su plena transparencia, sostuvo Julián Olivas, encargado del despacho de la Secretaría de la Función Pública.

En entrevista con Notimex, el funcionario destacó los avances que en materia de transparencia y celeridad se ha logrado en los procesos de adquisición de bienes y servicios que demanda el sector público, los cuales, una vez cumplidos los requisitos, se liquidan en un término promedio de 20 días, lo que favorece de manera importante a los proveedores, particularmente cuando se trata de pequeñas y medianas empresas.

Olivas explicó que esto se ha logrado con una mejor programación del presupuesto del sector público, que aunada a la participación de Compranet no sólo agiliza sino transparenta las operaciones y evita la corrupción, ya que los funcionarios encargados de realizarlas ni siquiera tienen contacto con los proveedores.

Las demandas de bienes y servicios son colocadas en Compranet, una página electrónica a la que cualquiera tiene acceso y donde se lista lo que el sector público requiere de los particulares, dando especial importancia a las pequeñas y medianas empresas, que son amplias generadoras de empleo en el país y necesitan impulso como unidades productivas.

El funcionario explicó que la mayor parte de las compras del gobierno son menores, por lo cual representan una oportunidad sobre todo para micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes), por ello se busca darles especial atención conforme a los lineamientos marcados por el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto.

El objetivo es buscar que tengan recursos que les permitan ser empresas mayores, que las Mipymes tengan un desarrollo sano y competir hacia segmentos de contrataciones con montos superiores, subrayó.

Este programa va a durar todo el sexenio, ya que es una instrucción del presidente de que así se haga, lo cual favorece el desarrollo de empresas medianas y pequeñas, muchas de las cuales tienen un promedio de existencia de dos años en el mercado.

Insistió en que la decisión de dar a conocer las compras de gobierno en Compranet tiene múltiples ventajas, entre ellas que las empresas hacen sus ofertas a través de ese mecanismo y la dependencia correspondiente analiza si tienen la capacidad técnica, si cumplen con el puntaje necesario y si el precio es el más adecuado para el gobierno.

"Yo creo que ese es el gran avance de Compranet, en virtud de que los servidores públicos no conocen a la persona física o al representante legal de una empresa a la que se le está comprando un bien o servicio, con lo que se elimina la posibilidad de corrupción".

En cuanto a los pagos, la Secretaría siempre ha estado abierta a todos los proveedores y si hay un diferimento que exceda el trámite normal, se atienden las quejas y denuncias, se determina si son procedentes y se busca corregir la falla; un procedimiento que aplica con todos los contratistas del gobierno federal, subrayó el funcionario.

Una ventaja adicional, comentó, es que la mayor parte de los pagos se realizan a través de transferencias electrónicas, lo que también favorece la transparencia.

Olivas explicó que las compras tienen un objetivo social y económico muy importante para el gobierno, ya que de un lado le ayuda a cumplir con sus programas y compromisos y en el terreno económico favorece adquisiciones de calidad y buen precio.

Dijo que al paso de los años se han creado varias opciones para este tipo de operaciones entre las que destacan los contratos marco, las subastas y las compras consolidadas, que también coadyuvan a satisfacer las necesidades de la población y a hacer de la contratación pública un medio para el cumplimiento de los objetivos del Estado mexicano.

Citó algunos ejemplos: contrato marco de mantenimiento vehicular por alrededor de 600 millones de pesos; el de arrendamientos de vehículos y servicio integral de transporte, con la Comisión Federal de Electricidad, por más de 12 mil millones de pesos.

También el de medicamentos de patente por 13 mil 127millones de pesos; el contrato marco de centros de contacto por 48 millones de pesos y el de consolidación de medicamentos del sector salud por 42 mil millones de pesos.

Ésta última será la compra consolidada más importante en la historia de México y en la que va a participar el Instituto Mexicano del Seguro Social, promotor de la contratación, pero también se van a adherir el ISSSTE, la Secretaría de la Defensa Nacional, la Secretaría de Marina y algunos hospitales de la Secretaría de Salud. Esto permite que las compras sean eficientes y con economía.

El encargado del despacho en la secretaría de la Función Pública habló del futuro de esta entidad, que formalmente está en vías de desaparición y dijo que en realidad se trata de una división de la misma: una parte relacionada con las contrataciones públicas, la cual pasará a la secretaría de Hacienda; otra parte denominada gobierno digital quedará en la Presidencia de la República y el área de responsabilidades pasará al organismo autónomo que se llegue a crear para combatir la corrupción.

Olivas consideró que ésta es una buena opción ya que se van a transparentar y a orientar mejor las acciones que cumple la Función Pública, dado que en los temas de las contrataciones públicas y de combate a la corrupción siempre hay áreas de oportunidad que se pueden mejorar.

En este esquema, concluyó el funcionario, el gobierno es un buen cliente ya que sus compras representan el 8.0 por ciento del Producto Interno Bruto del país, que es bastante pero aún por debajo de otros países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), de la que México forma parte y cuyo promedio es de 13 por ciento.

Desde luego, enfatizó Oliva, hay que subirlo y para ello requerimos una reforma fiscal y una energética, que si el Congreso aprueba, habrá mayor capacidad presupuestaria y por ende para celebrar contrataciones públicas.

Finalmente el funcionario subrayó que Compranet ha permitido sumar a los Estados de la República, en lo que se refiere a las aportaciones federales, lo que representa sin duda un avance en términos de eficacia y transparencia.