Opinión

Yucatán, sede internacional de microfinancieras y microempresas

En esta semana se celebrarán en Yucatán dos eventos de importancia nacional e internacional en el terreno de las microfinanzas y las micro empresas.

Del 2 al 5 de septiembre tendrán a lugar dos convocatorias, una de alcance nacional y la otra de dimensiones internacionales.

Para el caso del nacional inicia el 2 de este mes el décimo tercer encuentro nacional de micro finanzas. Para el evento internacional, se trata de la décima séptima Reunión Internacional de Microfinancieras, que iniciará el 3 de septiembre y habrá de concluir el día 5 bajo el mandato de analizar las Innovaciones en Micro Finanzas con miras a confirmar lo que será la nueva generación tanto de prácticas como de políticas públicas que les fomenten.

Vienen a México representantes de 75 países y el total de asistentes en los dos eventos serán aproximadamente de mil de los cuales 60 por ciento serán los que nutran los trabajos internacionales.

La gran figura internacional del evento sin duda será la presencia de Mohammed Yunus, el “banquero de los pobres” quien en 1976 decidió echar a andar una iniciativa para apoyar con microcréditos a regiones particularmente pobres de India, comenzando por la pequeña y muy pobre comunidad de Jobra en donde derramó los primeros 27 dólares de su iniciativa entre 47 personas.

Los banqueros tradicionales le invitaron a reconsiderar su proyecto porque, apuntaban, estaba perdiendo el tiempo y perdería el dinero que depositaba en la fe de las mujeres pobres de aquella comunidad.

Al pasar de los años creó el Banco Graneen con una tasa de retorno de 97 por ciento y la concepción de que “hacer dinero es gratificante pero es mejor y más gratificante hacer felices a las personas”, como ha sentenciado Yunus. Este tipo de rentabilidad social ha hecho de este “banquero de los pobres” un punto de referencia ligado no sólo al microfinanciamiento sino, fundamentalmente, al apoyo de microiniciativas empresariales que ayudan a que las comunidades pobres puedan progresivamente superar su estadio de pobreza.

Es importante señalar que el organismo internacional que impulsa este evento internacional insistió mucho en que se desarrollara en México en virtud del interés que ha despertado nuestra nación en la manera en que comunidades beneficiadas han ejercido su responsabilidad hacia los micro créditos que se les conceden.

En México hay 127 microfinancieras que están trabajando con el Programa Nacional de Financiamiento al Microempresario, Pronafim, y Elenitza Canavati, su directora general, habrá de anunciar no sólo la manera en que México ha conseguido avanzar en el tema, también cómo ha hecho posible, en una economía que anda muy lento, el que la derrama estimada como meta para todo este año de mil 800 millones de pesos se haya ya cumplido en 73 por ciento. Va en contra sentido al resto de la economía.

También explicará Elenitza de qué manera la capacitación está contribuyendo a que la derrama de microfinanciamientos pueda jugar a favor de una cartera vencida muy menor si se le compara con los financiamientos bancarios. Este es el punto angular de la política seguida por Pronafim: la capacitación, el seguimiento al ejercicio microempresarial.

Esta es la cuarta ocasión en la que este evento internacional toca suelo de la expresión latinoamericana. Lo hizo por ocasión primera en Puebla en 2001, luego en Chile en 2005 y posteriormente en Cartagena en 2009. Éxito en los trabajos. Ya le reportaremos los detalles.

Twitter: @ETORREBLANCAJ

dirección@universopyme.com.mx
universopyme@elfinanciero.com.mx