Opinión

¿Y el Porsche apá?

Como para ser broma ya es mucho. Ahora resulta que Heliodoro Díaz Aguirre renunció a su cargo como subdirector Jurídico Corporativo de Liconsa, luego de que la Secretaría de la Función Pública (SFP) inició una investigación por la presunta “donación” de un automóvil Porsche por parte de su padre, Heliodoro Díaz Escárraga, quien también renunció a su cargo como delegado del Infonavit en la zona sur. Según el exfuncionario, se trató de una broma a través de las redes sociales, pero ya para renunciar a sus cargos papá e hijo, está raro. Por lo pronto, la SFP inició ya una investigación sobre el presunto regalo del auto deportivo, que supuestamente trajo Santa Claus a Heliodoro junior. Pues qué bien portado salió.

TSJDF, ‘chamaqueado’

Por lo que se ve, el modelo Ficrea sedujo no sólo a pequeños y medianos ahorradores, sino también a instituciones, como el Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF), que invirtió en esa entidad de ahorro y crédito popular 120 millones de pesos que eran parte del Fondo de Apoyo a la Administración de Justicia capitalino.

El magistrado Édgar Elías Azar, presidente del TSJDF, confía en que esos recursos “no se pierdan”. Es más, ayer declaró a reporteros que “no se van a perder”.

Pero el seguro de depósito sólo cubre al 100 por ciento a los ahorradores cuyos depósitos sean equivalentes a 131 mil pesos. Los que estén por arriba de ese monto tendrán que esperar a la recuperación de los activos a partir de la liquidación de la sociedad, lo que va para largo.

Algunos analistas estiman que el modelo Ficrea generaba 30 centavos de rendimiento por cada peso aportado por sus ahorradores.
El Tribunal capitalino está entre los 6 mil 366 ahorradores que sucumbieron ante la oferta de inversiones muy atractivas con rendimientos garantizados. Lo ‘chamaqueron’, pues. Pasó por alto que no todo lo que brilla es oro.