Opinión

Who cares?

El vicepresidente de United, Joe Biden, reiteró que su país repatriará ‘humanamente’ y ‘con justicia’ a cientos de niños guatemaltecos, hondureños, salvadoreños y mexicanos que han emigrado sin documentos en busca de sus familiares, después de sostener una reunión con el presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina.
Biden exhortó a las autoridades de la región a ‘enfrentar’ las causas que han llevado al éxodo (…)

Él dijo identificar tres causas principales: la pobreza, la inseguridad y la ausencia de un Estado de derecho para que la gente pueda permanecer y vivir en plenitud en sus comunidades.

¡Ash!, señor Biden, ¿entonces es o se hace?

Créanos que no es porque quieran darse una vueltecita por Disneylandia, ¿eh? Se van porque sus gobiernos ¡no les están brindando las condiciones necesarias de vida!

En fin, ahorita ¿a quién le preocupa ese tema?, ¡lo que de verdad importa es que vamos avanzando en futbol! Hoy futbol; luego, ya veremos.

A’i le hablan al PVEM

La venta de animales de compañía, específicamente perros, gatos y aves, en tiendas como +Kota, Petland, Petco y Liverpool se realiza en condiciones que implican maltrato a dichas especies, concluyó un análisis realizado por la Procuraduría Ambiental y de Reordenamiento Territorial (PAOT) del Distrito Federal, y la Facultad de Veterinaria de la UNAM.

Según el resultado, en visitas realizadas a 54 establecimientos de ese giro se encontraron evidencias físicas de maltrato, debido a que son exhibidos en condiciones de hacinamiento en pequeñas jaulas hasta por 22 horas, que limitan su movilidad, con pisos de rejillas que puede provocar daños en las patas; además de la falta de un veterinario que certifique su estado de salud.

¡Uyuyuy!, expresan, ¡éste sí que es un tiro de esquina que no lo para ni Memo 8a! A ver qué tiene que decir (y hacer) el PVEM con esta situación, él, ‘tan preocupado’ por los animales del circo.

Pus cómo quieren.

El Informe País sobre la Calidad de la Ciudadanía que presentó el INE revela:

Siete de cada diez mexicanos no se sienten representados, no tienen confianza en los actores clave de la democracia, ni en las instituciones más cercanas y visibles del Estado. Sólo 19 por ciento confía mucho o algo en los partidos políticos y 17 por ciento en los diputados’’.

‘‘Los resultados de este informe son alarmantes y enfrentar esta realidad depende de una profunda revolución cultural. Ha llegado el momento de pasar de proyectos cortoplacistas y fijarnos objetivos de aquí a 25 años’’, señaló el presidente del INE, Lorenzo Córdova Vianello, tras llamar a construir ‘‘la primera política del Estado mexicano en materia de educación cívica’’.

¡Bueno!, y qué esperaban, somos masoquistas pero no tarugos. ¿Quién puede tener confianza en nuestros representantes, si ni nos pelan, ni ven por nuestro bienestar (salud, educación, cultura, entre otros) y se la pasan dándose la gran vida con nuestro dinero?

¡Tenemos la solución!

Por cierto que en medio de esta fiebre del futbol, Peña quiere que “México anote goles en la presidencia pro témpore de la Cumbre de la Alianza”, y el secretario José Antonio Meade Kuribreña vuelto titular de la SEF, (Secretaría de Estadísticas Futboleras) –porque ¡ah pa’discursito pambolero que se aventó con el empate entre México y Brasil!

Y ahora el ¡oso! que nos hace pasar nuestra afición con el grito de ¡pu…! al portero rival en cada partido donde juega la Selección Nacional.

Ya se está escudriñando si es una declaración "homófoba" o no, si es “grave", “insultativa”, de “chacoteo”, o una "costumbre" en el futbol mexicano que no implica una ofensa directa y que tampoco pueden tomar medidas contra la libertad de expresión de los hinchas, según dijo a medios el director de Selecciones Nacionales, Héctor González Iñárritu.

Oh, pues, ¡cuánto ped..ido en el ejido! Esta columna tiene la solución para que todos contentos: ¡que ahora el grito sea ‘topu’! y ya.