Opinión

Viejos usuarios, nuevos inmuebles

 
1
 

 

Mérida. (www.grupotravel.com)

Es un hecho que la pirámide poblacional ha cambiado sustancialmente en los últimos años en México y el mundo. Ese sólo cambio alimenta una visión válida para la lógica de la inversión inmobiliaria, atraída en otros nichos como el retail por elementos como una clase media joven creciente, los hábitos de consumo de los millennials o la expansión de corredores industriales en el Bajío y el déficit de espacio comercial.

Sin embargo, por más de una década los denominados adultos mayores están demandando nueva infraestructura inmobiliaria. En su momento, el negocio inmobiliario turístico de mercados como Los Cabos o Mérida alojaron a los baby boomers de Estados Unidos, Canadá y algunos países europeos en retiro como los compradores ideales de second homes.

Pero al paso del tiempo, ese creciente mercado ha generado otros negocios, entre ellos el turismo de salud y más recientemente las residencias asistidas.

Si bien no es el único caso en nuestro país, destaca la apertura que este medio día realizará la cadena Belmont Village Senior Living en Santa Fe.

Se trata de la apertura del centro de información que marca las bases de la primera residencia en la Ciudad. Además del jefe de gobierno, asistirán el desarrollador José Shabot y Patricia Will, CEO y fundadora de Belmont Village de primera clase.

Shabot se ha distinguido por incursionar en nichos no vistos por muchos desarrolladores. Y en este caso específico los adultos mayores, considerados así las personas mayores a 60 años, aportarán mucho del mercado que representa una oportunidad de negocio invaluable.

Basta decir que hasta el año 2000 este grupo ascendía a 6.9 millones de habitantes y se estima que hacia el 2050, más de una cuarta parte de la población que hoy es el 9 por ciento de la población, corresponderá a este grupo.

Otros datos relevados por el Inegi indican que la generación empezará a ser numerosa en apenas 4 años.

Por ende, sobra decir necesidades de los adultos mayores que son cubiertas con servicios como el Assisted Living y Memory Care, éste último relacionado con cuidados del Alzheimer. De ahí la relevancia de estas iniciativas.
La primer residencia de esta cadena fue inaugurada en 1998 en Houston Texas por Patricia Will, donde se cuenta con servicios especializados en gerontología, hospitalidad y nutrición.

Actualmente son más de 24 comunidades en Estados Unidos. El proyecto en México fue trazado por Eli Neumann y Alberto García Lascurain, y fue integrado a un complejo de usos mixtos donde operarán un área comercial, un hotel Hyatt y oficinas para médicos.

Sin duda, la incursión de éste joven empresario en Santa Fe es parte de la necesidad de este tipo de proyectos y la visión de quien aprovechará las oportunidades que la misma ha abierto en nuestro país.

Twitter:@claudiaolguinmx

También te puede interesar:

Crisis y oportunidad

¿Dólar fuerte y el real estate?

Insurgentes se transforma