Opinión

¿Somos tan racistas
como Donald Trump?

1
     

      

Donald Trump, durante el anuncio de su candidatura a la nominación presidencial republicana. (AP)

Las estupideces que sobre los migrantes mexicanos expresó Donald Trump al lanzar su precandidatura merecían el rechazo y eso han obtenido. Qué bueno. Como el empresario insistiera en los insultos, algunas empresas han decidido dejar de hacer negocios con alguien que así se expresa de un grupo social que ha contribuido a que Estados Unidos sea grande. Otra vez, qué bueno.

Trump ha provocado una muy saludable reacción de parte de mexicanos en contra del racismo. Sin embargo vale la pena preguntarnos ¿qué tan congruentes somos al rechazar las expresiones racistas de Trump? ¿Nos enerva el extranjero del tupé pero toleramos en casa conductas parecidas? ¿Qué tan discriminadores somos?
Para responder eso tenemos la Encuesta Nacional sobre Discriminación en México (Enadis 2010), realizada por Conapred (http://bit.ly/1djQNgb). Aquí algunos datos.

–Cuestionados sobre los derechos de las personas y grupos que se respetan poco o nada, las respuestas más mencionadas fueron: personas homosexuales (sus derechos se respetan poco: 33.3 por ciento, sus derechos se respetan nada: 42.4), migrantes (poco: 34.7 por ciento, nada: 40.8), e indígenas (poco: 31.3 por ciento, nada: 44.1).

–Una tercera parte opina que los derechos de las personas migrantes centroamericanas no se respetan nada. Otra tercera parte señaló que se respetan poco. Uno de cada cuatro consideró que se respetan algo.

–La población que ha sentido que sus derechos no han sido respetados dice que eso ha ocurrido por no tener dinero (26 por ciento) y por la apariencia física (20.2 por ciento).

–Cuatro de cada diez personas opinan que a la gente se le trata de forma distinta según su tono de piel. 17.3 por ciento dice que se les trata igual “en parte”.

–Una de cada dos personas lesbianas, homosexuales o bisexuales considera que el principal problema que enfrenta es la discriminación, seguida de la falta de aceptación y las críticas y burlas.

–El principal problema que perciben las minorías étnicas es la discriminación (19.5 por ciento); seguido de la pobreza.

–Casi cuatro de cada diez miembros de un grupo étnico consideran que no tienen las mismas oportunidades que los demás para conseguir trabajo. Uno de cada cuatro dijo no tener las mismas oportunidades para tener acceso a servicios de salud o educación.

–La encuesta revela que un alto porcentaje de la población opina que se les pega mucho a las mujeres (62.8 por ciento), mientras que 22.6 considera que se les pega algo a las mujeres; que a las personas adultas mayores no les dan trabajo (58.6 por ciento); y que se les pega mucho a niñas y niños para que obedezcan (54.5 por ciento).

Para concluir. México ha logrado instalar en la frontera sur lo más parecido al muro con el que sueña Trump. Este gobierno ha detenido, y expulsado, a un número récord de migrantes centroamericanos. El tío Donald le va a poner una estrellita a Osorio Chong. (http://bit.ly/1GKRBm6)

Más de ocho de cada diez mexicanos cree que en nuestro país a las mujeres se les pega “mucho” o “algo”. Con eso en mente cabe preguntarse y como por qué hay gente preocupada de que no vamos a participar en Miss Universo, si el tema grave, gravísimo, es la violencia de género.

Al discriminar a los mexicanos, Trump apostó a que ganaría el voto de parte de la fanaticada republicana. Cuestionable, pero no del todo despistado.

Al criticar a Trump qué buscamos, ¿caminar hacia una sociedad más justa, en Estados Unidos y en México, o sólo alimentar el show mediático?

El problema, claro está, no es del güerito.

Twitter: @salcamarena

También te puede interesar:
Ixchel, atropellada y esquilmada
Ahora Ebrard, ¿mañana quién?
Cartel land: el Michoacán de hoy