Opinión

Sigue tu propia estrella

Envíale tu pregunta a Richard Branson

Pregunta: ¿Cómo mantiene encendida su pasión por los negocios y mantiene su entusiasmo por las nuevas oportunidades mientras vive como una estrella de rock?
—Kian (RockstarPreneur) Kaze, Manila, Filipinas

Respuesta: Mi lema en la vida y en los negocios es éste: la vida es demasiado corta; si no lo disfrutas, ¡no lo hagas!

Desde el día en que inicié mi primer negocio, la revista Student, hasta ahora, incluyendo nuestro trabajo en Virgin Galactic y los viajes espaciales comerciales, esta filosofía ha guiado a nuestro equipo en Virgin. He aprendido que si un nuevo proyecto u oportunidad de negocios no parece emocionante, probablemente es porque no marcará una diferencia en la vida de las personas ni nos permitirá tener mucha diversión creativa en el proceso. Yo preferiría dejarla pasar rápidamente y trabajar en un proyecto que sí lo haga.

Para mantener la emoción en tu vida personal y profesional, Diviértete. Sí, con “D” mayúscula. Disfrutar lo que llamamos diversión en serio es el meollo del estilo Virgin y es algo por lo que nunca me disculparé.

En ocasiones nos pone en lugares que organizaciones más estrictas temerían pisar. Por ejemplo, he hecho muchas cosas ligeramente alocadas que involucran carreras de lanchas o volar globos aerostáticos o saltar de edificios. Algunos llaman imprudentes a esas acciones, pero mi respuesta es que estoy corriendo riesgos calculados en nombre de algo mayor. Es esencial que cualquiera con aspiraciones emprendedoras tenga una disposición sin freno a confiar en sus instintos y seguir su propia estrella, aun cuando a veces pudiera parecer que los lleva hacia un precipicio.

Mi estrella ciertamente me ha llevado a algunos acantilados y en algunas direcciones bastante locas e imprecisas, con desafíos físicos o financieros o ambos. Para mí la diversión siempre ha estado inextricablemente vinculada con correr riesgos. Que me digan que estaría “loco en pensar siquiera en hacer eso” siempre ha sido como ondear un capote rojo frente a un toro. Me encanta enfrentar desafíos supuestamente insuperables y me encanta pasarme de la raya y nadar contra la corriente. Esto es algo que simplemente parece ser parte de mi ADN y funciona bastante bien; la mayor parte del tiempo, al menos.

Este consejo aplica sin importar qué tipo de camino profesional hayas elegido. Si desempeñas un empleo cómodo en una compañía establecida o estás lanzando tu primera empresa, si no disfrutas lo que estás haciendo y la gente con quien lo estás haciendo, entonces no hay manera de que lo vayas a hacer bien. La vida no es un ensayo general, entonces ¿por qué desperdiciar parte de tu limitado tiempo en esta tierra haciendo cosas que no encienden tu entusiasmo?

Me asombra constantemente cuántas personas eligen pasar sus vidas mirando por el espejo retrovisor o proclamando que las cosas mejorarán en el futuro. Con demasiada frecuencia, el “ahora” se pierde en la mezcla. Pero ahora es el momento de actuar, y es importante recordar que estos son “los buenos viejos tiempos” a los que mirarás en retrospectiva dentro de unos años. ¿Por qué no disfrutarlos mientras estás en ellos?

Este enfoque ha ayudado a hacer de Virgin un éxito. Nuestro equipo casi ciertamente no estaría aquí si no nos hubiéramos empecinado repetidamente y nos hubiéramos negado a desperdiciar el tiempo en cosas que reconocimos que no serían correctas para nosotros.

Mi entusiasmo por nuestro negocios alimenta mi deseo de aprender. La capacidad para concentrarme y escuchar atentamente es una habilidad que me ha servido bien en la vida y está directamente vinculada a cuánto disfruto nuestro trabajo; esto aplica para todo nuestro equipo. Una de las cosas que hacemos muy bien en Virgin no es nada más complejo que escuchar. Como somos comprometidos y entusiastas, escuchamos atentamente a cualquiera que tiene una opinión que compartir, no sólo a los expertos. Aprendemos unos de otros, del mercado y de los errores que deben cometerse para generar ideas que sean originales y disruptivas. Este nos mantiene en movimiento y nos ayuda a encontrar oportunidades que nuestros competidores no pueden hallar.

Kian, si eres alguien que cree en seguir tu propio camino y en divertirte mucho haciéndolo (y suena a que lo eres), entonces ya estás en el camino correcto. Sigue adelante, exhibe tu pasión para que todos la vean y escucha más de lo que hables. Y recuerda: Cuando tengas dudas, confía en tus instintos.

De un RockstarPreneur (¡me encanta esto!) al siguiente. ¡Buena suerte!

Twitter: @richardbranson

Estos son ‘los buenos viejos tiempos’ a los que mirarás en retrospectiva dentro de unos años