Opinión

Sigue guerra del agua en Sonora


Con 2 controversias constitucionales y 7 amparos a cuestas, la guerra del agua en Sonora sigue sin definiciones.
 
Ayer estuvieron en la capital representantes de los agricultores e indígenas del Valle del Yaqui para reunirse con legisladores, toda vez que la construcción del Acueducto Independencia llevaría agua de esa zona a Hermosillo en lo que podría significar el inicio de un ecocidio.
 
El tema se ha ventilado en diversas instancias y no sólo en los tribunales e incluso le puedo decir que la Conagua, de David Korenfeld, no ha realizado un pronunciamiento técnico sobre una obra que quitará agua que se utiliza en la siembra de trigo para destinarla a soportar el crecimiento urbano de la capital sonorense.
 
En la reunión que le comento estuvieron Juan Leyva Mendívil, presidente de la Sociedad de Usuarios del Distrito de Riego No. 41 del Valle del Yaqui; Ricardo Valenzuela Liera, abogado de los Productores Agrícolas del Valle del Yaqui; Humberto Borbón Valencia, gerente de Operación Distrito de Riego del Río Yaqui, y representando a la Tribu Yaqui, Tomás Rojo Valencia y Mario Luna Romero.
 
El problema viene de hace 3 años, cuando el gobernador de Sonora, Guillermo Padrés Elías, desechó otras opciones para llevar agua a Hermosillo y optó por una obra que ha sido severamente cuestionada, pero peor aún, que ha continuado a pesar de sendos fallos judiciales que han determinado frenar la construcción del acueducto en cuestión.
 
Ahora los indios yaquis están optando por buscar la intermediación de los legisladores, ya que está en juego la preservación de una amplia zona agrícola que requiere del vital líquido para seguir produciendo alimentos.
 
La postura de esos productores del campo es que su voz no ha sido escuchada por las autoridades en momentos en que el estrés hídrico en varias regiones del país se agudiza, y zonas como el Valle del Yaqui podrían tener un gran impacto ecológico que daría lugar a un grave empobrecimiento de miles de productores.
 
La ruta del dinero
 
Hace unos días le comentaba que las empresas del sector siderúrgico han visto con preocupación el crecimiento exponencial en las importaciones de acero, burlando a las autoridades. Parece que la Secretaría de Economía, de Ildefonso Guajardo, estaría por fin tomando cartas en el asunto al iniciar una investigación al acero que ingresa de Rusia y Ucrania. Esa investigación surgió a partir de la solicitud de Altos Hornos de México (AHMSA), que tiene como mandamás a Alonso Ancira Elizondo.
 
La expectativa de la acerera es que las indagatorias en curso tengan resultados positivos, toda vez que se ha documentado una importación ilegal, ya que ese acero en placa entra al país distorsionando su contenido, lo que implica que dejen de pagar aranceles que van de 36.8 a 60%... Todavía hace unos días se pensaba que el líder minero en el exilio, Napoleón Gómez Urrutia, podría estar de regreso en tierras mexicanas. No será así. Resulta que el Primer Tribunal Unitario Penal del D.F. revocó su proceso de amparo, por lo que la orden de aprehensión en su contra por el delito de administración fraudulenta de los 55 millones del fideicomiso minero es vigente y ejecutable.
 
Añada un expediente en la Unidad de Inteligencia Financiera de la SHCP que comanda Alberto Bazbaz Sacal, que demuestra que el dinero que estaba depositado en un fideicomiso para los trabajadores mineros se usó para fines personales de Gómez Urrutia... La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), de Francisco Moreno Merino, sigue muy activa y vigila el hundimiento de una embarcación pesquera en la Bahía de Ulloa, municipio de Comondú, Baja California Sur, para evitar daños a la ecología ante un eventual derrame de hidrocarburos.
 
Y es que de acuerdo con reportes de buzos especializados de varias instituciones federales, el navío de unos 15 metros de eslora y capacidad de carga de 100 a 150 toneladas, dedicado a la pesca de sardina, está provisto de un tanque de combustible con capacidad para 70,000  litros de diesel. El riesgo de un derrame es real y pone en peligro a especies como la tortuga amarilla caretta, que viene desde Japón a las costas de México, además de que en las inmediaciones existe una comunidad de lobos marinos y eventualmente delfines... Ahora que México se globaliza en lo laboral, un tema para reflexionar: las condiciones de contratación de extranjeros por compañías mexicanas, en cuanto a nivel salarial y de prestaciones en promedio, son muy superiores a la media del país, pero no están reguladas por la Ley Federal del Trabajo.
 
A decir de los abogados integrantes de la alianza de despachos legales Besser Law Firm Alliance, que preside Moisés Castro, no es un tema menor. En el marco del panel 'Expatriados: aspectos migratorios, laborales y fiscales', recomendaron que empresa y trabajador pongan sobre la mesa una serie de elementos para documentar de manera adecuada la relación de trabajo, a efecto de evitar contingencias. Advirtieron que si la relación laboral no está correctamente documentada, el trabajador no tendrá acceso a sus derechos constitucionales, mientras que la empresa puede ser objeto de demandas que siempre significan largos y costosos juicios.
 
rvarela@elfinanciero.com.mx