Opinión

Ronda Uno sin Shell

   
1
Alberto de la Fuente Piñeirua

  

ME. ¿Por qué Shell no aplicó para la Ronda Uno?

¿Por qué no aplicó? La Royal Dutch Shell no está entre las empresas precalificadas para la primera fase de licitación de la emblemática Ronda Uno.

La razón está en que simplemente las opciones no fueron lo suficientemente apetitosas para una empresa que tiene proyectos de seis mil millones de dólares, en el Ártico, por ejemplo. La primera versión de los contratos mexicanos no le gustó.

Pero a Shell sí le interesa México, nación en donde la encabeza Alberto de la Fuente Piñeirua. Quiere traer equipos de perforación para producir crudo en aguas profundas. Podría hacerlo, quizá, bajo los nuevos contratos que fueron modificados el viernes por la CNH, a cargo de Juan Carlos Zepeda.

Pero también quiere traer gasolineras que puedan vender combustibles como los que produce en Deer Park, con su socia Pemex.

Tan quiere venir que hoy en el Distrito Federal presentará su Innovation Open House, una muestra de máxima tecnología en el Centro Banamex.

Le servirá a la angloholandesa para mostrar su interés. Pero también para ver quién se acerca y si aquí hay talento para contratar, como empleado… o como proveedor.

Veni Audi Vici
Audi se divide en México. Ya no se da abasto con las agencias y centros de servicio que tiene en el país. Por eso quizás ésta no es del tipo de división que imagina usted.

Busca socios que le ayuden a montar talleres fuera de sus agencias en los que se pueda dar servicio y hacer reparaciones a los autos de la marca.

También le hacen falta bodegas para refacciones y para almacenar los autos que, por ahora, todavía vienen de Europa, en tanto vehículos como la Q5 no sean producidos en México.

Ojo, sí es convocatoria y mientras tenga inmuebles apropiados y viva en el DF, Querétaro, Guadalajara o Monterrey, usted es candidato.

Walter Hanek, jefe de la armadora en México, ya espera su mail.


Contra las cuerdas
Le caen golpes como granizo. Hyundai, de Chung Mong-koo, reporta cada mes caídas en ventas de vehículos… en Corea.

La japonesa Toyota hace las cosas simplemente muy bien en esa nación y el precio de las acciones de la coreana cae irremediablemente. El martes, 10 por ciento.

¿Por qué nos importa lo que pasa allá? Porque Hyundai decide ahora la posible instalación de una planta en México para bajar costos y ampliar ganancias. Ya lo hizo su filial KIA, en el área metropolitana de Monterrey.

Es cuestión de tiempo, nos dicen, y el tiempo acecha.

También te puede interesar:
​Pollo mata rib eye
Estado de hojalata
Liverpool vs. los abarrotes