Opinión

Retomar el liderazgo

Aristóteles Sandoval
1
 

 

Empleo. (Negocios 360)

Durante años Jalisco cedió espacio en el concierto nacional. Poco se hablaba de la cuarta entidad más poblada del país cuya capital, Guadalajara –y su zona metropolitana–, representa la segunda ciudad en tamaño e importancia en México.

El camino para retomar el liderazgo ha sido arduo. No lo digo, desde luego, solamente por lo que toca al gobierno, sino por el esfuerzo de miles de jaliscienses comprometidos. Hagamos un repaso:

Según datos del IMSS, en 1998 en Jalisco se crearon 63,811 empleos, no fue sino hasta 2014, 16 años después, que se alcanzó una cifra similar. El 2015 cerró con 71,915 y Jalisco como segunda entidad con mayor generación de empleos en México.

Tan sólo en los primeros nueve meses de este año, los nuevos empleos –según el mismo IMSS– superan los 73 mil. Estamos a un paso de cumplir la expectativa de la iniciativa privada de 76 mil empleos como meta 2016.

No obsta decirlo, en el primer trimestre de este año, Jalisco tuvo el índice de desempleo más bajo en 8 años. El 80% de las plazas creadas son empleos permanentes y la ocupación laboral no ha sido un fenómeno que beneficie solamente a la zona urbana. Según el registro histórico, mientras que entre 2000 y 2006 la proporción de empleo generado en los municipios del interior del estado –en donde se ubica una tercera parte de la población total– fue de 0% y de 2006 a 2012 fue de 18%, hoy es de 22%.

Los datos tienen un origen. Aparejado del empuje de los jaliscienses, mi administración apostó por la atracción de inversión del exterior para generar fuentes de empleo. En tres años y medio suman 8,504.4 millones de dólares en inversión extranjera directa en la entidad (66% más que lo acumulado en los dos sexenios anteriores). Somos el tercer estado que más atrae inversión en México.

100 millones de cada 1000 millones de dólares de inversión extranjera que recibe nuestro país, llegan a Jalisco.

Exportamos productos por un total de 149,650 millones de dólares (61% más que lo que se exportó en el sexenio anterior). Somos #CapitaldelaInnovación, tan sólo la industria electrónica creció sus exportaciones 45% y generó más de 81 mil millones de dólares.

El trabajo conjunto entre la sociedad y gobierno da frutos. En 2013 nos planteamos ingresar en la lista de los primeros 10 en el índice Doing Business del Banco Mundial. Se logró, pasamos del número 26 al 9.

Aunque los datos económicos son alentadores y se reflejan en los resultados obtenidos en materia de combate a la pobreza (CONEVAL destacó que, con 240 mil, Jalisco fue la entidad que más personas sacó de la pobreza entre 2012 y 2014), hay asignaturas pendientes. La más inmediata es incrementar el valor del empleo, generar fuentes de trabajo mejor pagadas.

Y una asignatura más que lejos de negar, le hacemos frente: la inseguridad. Jalisco ha exaltado a la opinión pública nacional con eventos que han dado mucho de qué hablar, lo más reciente –ya con detenciones y clara línea de investigación–, seis personas mutiladas, una asesinada, con escenas de barbarie que sacuden a cualquiera. Esa es la magnitud de problema que heredamos y al cual hemos hecho frente. Sin tregua.

Jalisco tiene muchas historias de éxito y esperanza que contar. Los jaliscienses seguirán haciendo su parte: emprender, innovar, conquistar.

El gobierno deberá mantenerse en sintonía: profundizar el diálogo sin dejar la acción. Abrir puertas, destacar las ventajas de nuestra entidad en México y en el mundo. Seguir haciendo frente. No sucumbir, agotar la política. Y estar ahí, con nuestra gente. Estar siempre presentes.

El autor es gobernador de Jalisco.