Opinión

¿Quién sigue?

Lo ocurrido en Guerrero deberá tener muy preocupado a Graco Ramírez Garrido Abreu, gobernador de Morelos.

La entidad no sólo es la receptora de los delincuentes que huyen temporalmente de Guerrero, sino que ha sido forjadora de sus propios cárteles.

La inseguridad en la entidad está a tope y la sociedad se organiza para realizar protestas en contra de la incapacidad y, en algunos casos, la complicidad de los cuerpos encargados de la seguridad municipal y estatal.

Graco, quien declaró hace no mucho que gobernar “era un deporte extremo’’, deberá aplicarse si no quiere seguir el camino de Ángel Aguirre, recientemente, y de Jorge Carrillo Olea, hace unos años.

Carrillo Olea fue obligado a solicitar licencia luego de que se descubriera que los jefes de su Policía Judicial trabajan para la delincuencia organizada.

Graco Ramírez Garrido está en ese camino, como lo están seguramente el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, y el de Tamaulipas, Egidio Torre Cantú, en cuyas entidades la violencia no cesa, sino que sigue en aumento.

¿Quién sigue?

* * * *
Ni siquiera acababa de rendir protesta como nuevo gobernador de Guerrero y el académico Rogelio Ortega Martínez, exsecretario general de la Universidad Autónoma de Guerrero, ya tenía encima el primer bloqueo de la autopista México-Acapulco.

Ortega llegó sorpresivamente a la gubernatura –algo similar a lo que ocurrió en Michoacán–, luego de que la mayoría de los diputados perredistas en el Congreso de Guerrero se opusieron a que llegara Beatriz Mojica, como se había propuesto desde las oficinas de Carlos Navarrete y compañía.

Quienes optaron por una candidatura “ciudadana’’ fueron el presidente de la Comisión de Gobierno, Gerardo Ortega, y los diputados que obedecen las órdenes de David Jiménez, del llamado “Grupo Guerrero’’, que contrario a lo que se piensa, no están peleados con Aguirre.

Pero en un afán de minimizar costos, optaron por Rogelio Ortega Martínez quien es bien visto también por el PRI.

Los tricolores consideraron que una designación así garantizará un proceso electoral más equilibrado, el próximo año.

A ver.

Por cierto Mojica anunció ayer que dejará la Secretaría de Desarrollo Estatal para buscar la candidatura del PRD a la gubernatura, el próximo año.

* * * *
¡Vaya paquete que tiene el Senado en sus manos!

Justo cuando internacionalmente se cuestiona el respeto de los derechos humanos en el país, 128 legisladores deberán encontrar al candidato idóneo para ocupar el cargo de ombudsman.

Y no será nada sencillo, considerando la enorme carga política que lleva la elección del presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

Ya Emilio Gamboa, coordinador de la fracción parlamentaria del PRI, se adelantó a anunciar que su bancada “analizará de forma objetiva, imparcial y con alto sentido de responsabilidad cada una de las propuestas para presidir la CNDH’’.

Emilio Gamboa dijo que el Senado tiene la convicción de seguir avanzando en la vigilancia y cumplimiento de los derechos humanos, por lo que se requiere de una Comisión sólida que se identifique con la sociedad civil.

Twitter: @adriantrejo