Opinión

Pymes mexicanas de “Avantgarde” se adelantan a los tiempos


 
Empresas Pyme de vanguardia han existido siempre, derivadas casi todas de mentes que son capaces de ver más allá de lo que el mercado hoy requiere o está listo para entender.
 
Pudiera haber muchos ejemplos pero cito dos: El Colegio de Empresarios se le ocurre a un empresario muy exitoso en los terrenos de la proveeduría de la industria refresquera nacional. Fernando Jiménez tuvo que tomar las riendas de un negocio que dio inicio su padre a la muerte de éste.
 
 
Al fallecimiento un tanto sorpresivo de su papá, Fernando tomó un negocio que manejó varios millones de pesos anuales y que inició de un cuartito de cuatro por cuatro.
 
Y lo hizo crecer en niveles que pocos imaginaron. ¿Qué caso tenía el distraer recursos para iniciar un Colegio de Empresarios con sede en el ciberespacio? Ninguno diría la comodidad. Pero Fernando lo quiso hacer y lo hizo finalmente.
 
Fernando Jiménez, egresado de Harvard, concibió un Colegio virtual y lo hizo una realidad en 2005 con la misión de apoyar a la profesionalización de los empresarios Pyme y a los ejecutivos que habrán de nutrir al segmento empresarial.
 
Al autor de estos reglones lo refirió con este muchacho empresario Víctor Sandoval, funcionario del INADEM. Dijo Víctor: “Mira a este empresario de la Pyme… Tiene un Colegio de Empresarios con cursos virtuales para empresarios de las Pymes… Está el asunto muy interesante. Ojalá pudieran entrevistarlo para dar a conocer detalles”. Ojalá lo puedan apoyar porque la Subsecretaría ahora no puede hacerlo. Eso nos lo comentaron en 2009.
 
Así se hizo. Y el proyecto está muy interesante no sólo por sus dos licenciaturas, su maestría y sus 10 diplomados.
 
 
Además, ha unido sus voluntades para apoyar a los jóvenes que no terminaron la preparatoria y cuentan con más de 21 años cumplidos. Luego de un examen que concluye 3 meses de estudio se obtiene el certificado (en caso de que el examen sea por supuesto aprobado por el estudiante).
 
 
Por supuesto que hoy el negocio está detrás de la capacidad instalada que se creó. Se conformó no sólo una red de maestros vinculados a sus dos licenciaturas: la de mercadotecnia y de administración, sino también para su maestría en Estrategia Empresarial y los diplomados donde se encuentran temas como el de Administración, Contabilidad para Pyme, Finanzas en ABC para empresas pequeñas, Imagen y protocolo empresarial, Negociaciones para una Pyme, Ventas, entre otros.
 
Luego fueron estructurados cursos de seducción, liderazgo, negociación y ventas.
 
 
Y tan buenos resultados dio el de la seducción, vinculado a ventas, que comenzaron a realizarse cursos o talleres especializados en la seducción, que tiene que ver mucho con las actividades amorosas y sentimentales, pero también con el de ventas para convencer a otra persona o personas de las virtudes de productos o servicios.
 
 
Universo Pyme tiene la clara impresión de que el Colegio como negocio sigue siendo subsidiado por los otros negocios de Fernando Jiménez.
 
 
Las licenciaturas tienen la virtud de que se pueden cursar en cualquier momento y puede uno repetir cuantas veces quiera la clase que imparte pregrabada en televisión formato profesional y con apoyo de las gráficas necesarias para la mejor comprensión del tema. Hay maestros certificados y titulares de las materias que imparten en universidades de talla nacional tales como la Anáhuac, la Iberoamericana, la Nacional Autónoma de México, el Tecnológico de Monterrey, el ITAM, entre otros.
 
 
En paralelo, los estudiantes o quienes cursan los talleres o cursos tienen posibilidades de plantear sus dudas y recibir vía correo las respuestas de sus maestros. Hay exámenes, evaluaciones y diplomas de cumplimientos certificados por la SEP.
 
Jiménez se adelantó años a un México que acepta y adopta esta alternativa de capacitación o de formación profesional. Como es costumbre, Colegio de Empresarios tiene mayoría de estudiantes extranjeros que nacionales y hay reticencia a creer que esta alternativa de formación profesional y capacitación es capaz de atender y resolver las necesidades de un estudiante que también trabaja o de un trabajador que decide concluir sus estudios o tener una carrera profesional.
 
 
Como otras, COLEGIO DE EMPRESARIOS (mexico@colegiodeempresarios.edu.mx) es una de esas pymes que se adelantó a una demanda futura. Para el caso que nos ocupa se adelanta prácticamente 9 años. Apenas ahora la demanda comienza a asomarse luego de inversiones de varios millones de pesos puestos en equipo, estudios, oficinas, centros de producción y postproducción y muchas otras calamidades más, entre los cuales están los contratos con los maestros y el compromiso de asesoría a estudiantes a la hora que ellos plantean sus inquietudes por la vía electrónica.
 
Otra Pyme de esas de vanguardia es la Comercializadora de Carnes Exóticas que encabeza Magdalena González, médico veterinaria zootecnista, con el apoyo importante de su marido.
 
Esta empresa está ofreciendo al mercado mexicano carnes no convencionales de animales que no son, digamos, de consumo regular como es el caso del venado, jabalí, cocodrilo, iguana, bisonte americano, búfalo de agua --próximamente como probable--, codorniz, Avestruz, Guajolote, Ganso, Pato y otros.
 
 
Abastecen a restaurantes de altos vuelos que ofrecen estas carnes a paladares exquisitos y caprichosos.
 
 
Lo interesante de esta empresa es que no ofrece producto que no venga de negocios legales, certificados en su sustentabilidad con reconocimiento de la Semarnat y rehúye de alternativas de vender carnes que no sean de negocios oficialmente reconocidas por gobiernos municipales, estatales o federales sobre todo.
 
Pero como el espacio apremia dejamos el tema para la siguiente columna. El dato para localizar a la segunda empresa es carnes.exoticas@yahoo.com.mx