Opinión

Pyme mexicana obtiene diésel sintético de basura orgánica


 
La calidad del combustible apta para transportes de carga y de servicio público es superior al diésel que se obtiene del petróleo, es sensiblemente más barato y resulta mucho más eficiente que lo conocido hasta ahora.
 
Imagine lo que nos pudiéramos ahorrar. Una lana.
 
La parte triste de este caso es que “el modelito” se tuvo que estrenar en Alemania donde sí les hizo “clic” el proyecto.
 
En México, como parece dictar la tradición, el asunto no caminó. Por miedo, por miopía, por malinchismo, por lo que quiera, pero no por falta de dinero, que dinero hay en manos de mexicanos y mucho. Y si no cree ojalá pudiéramos darle una revisadita a cuentas bancarias de mexicanos en el extranjero.
 
Por lo pronto el desarrollador tuvo que tomar la decisión de aceptar a un valiente socio Alemán que decidió correr la experiencia ante la ausencia de valientes mexicanos.
 
 
Más vale tener una planta a 13 mil kilómetros de Mérida que tener un “bonche” de papeles que dicen que el asunto sí funciona.
 
Para echar a andar una planta así en Mérida, donde se tiene contemplado inicialmente son necesarios 5 millones de pesos. Dinero hay en México pero lo que es más escaso es la visión y las ganas de arriesgarse a ejercerla en un proyecto que sea mexicano. No fuera Alemán porque le lloverían prospectos, pero como es Méxicano a los inversionistas se les tuerce las ganas y la voluntad.
 
Si tomamos como referencia el precio vigente del diésel fósil y lo comparamos con este diésel sintético derivado de basura orgánica, el precio en el mercado sería casi 40 por ciento menor, aunque en esta comparación debe pesar algo el hecho de que se evitaría el uso del petróleo, un recurso no renovable y la exigencia de mandar el petróleo al extranjero para poderlo convertirlo en diésel y “regrésatelo a casa”.
 
De la basura orgánica esta Pyme obtiene diésel sintético a un costo de producción 76.5 por ciento menor del precio de venta del combustible que se obtiene de recursos fósiles (vs. Costo de producción).
 
El modelo de producción parte de un proceso modular al que se pueden agregar tantos como sea necesario. A más basura más módulos.
 
Tres millones de euros puestos por dos partes hicieron posible que la planta en Alemania sea hoy una optimista realidad.
 
Certifican que la eficiencia del combustible es al menos 30 por ciento mayor a otros productos similares.
 
Lo que se hace con la basura orgánica es un rompimiento de sus moléculas. Ya había un ejercicio similar en Alemania pero este proceso obtenía una biomasa que no fue susceptible de ser convertida en el aceite que se busca.
 
Aquí en México le cambiamos la estrategia y se consiguió separar la basura de tal manera que el rompimiento molecular permitiera su posterior convertibilidad en diesel.
 
 
La diferencia la hace en una adecuada selección de la basura a la que se separan mediante una turbina los elementos minerales y metales.
 
El punto clave fue posible alcanzarlo luego de cuatro años de experimentación.
 
La planta es capaz de procesar desde 10 toneladas.
 
La planta, escalable, es plenamente capaz de procesar la basura para obtener un total de mil litros por hora o 24 mil litros de diésel por una jornada completa de trabajo.
 
El costo de producción del combustible es de 2.95 pesos el litro que comparado con los 12.57 que actualmente cuesta el diésel obtenido por el tratamiento del petróleo representa una enorme ventaja sin considerar la eficiencia que trae implícita.
 
Para el caso mexicano tienen contemplado poder vender el litro a ocho pesos.
 
Oliver Hoffmann, líder en México del proyecto y quien concedió la licitación para su aplicación en Alemania, tiene un proyecto que requiere de 4.8 millones de dólares para la implementación en Mérida, con un plazo de recuperación de lo invertido en 2.5 años, tiempo durante el cual se tiene planeada la obtención de 3.6 millones de litros al año.
 
 
La empresa de Oliver, de nombre GAMMA KAT LOGISTIC es de esos desarrollos de innovación radical.
 
Para comunicarse con este empresario joven puede hacerlo al correo ohoffmann64@gmail.com...
 
De tín marín…
 
Que han llevado una relación muy eficiente el director general del Fideicomiso Guerrero Industrial, JULIAN LÓPEZ GALEANA, y el INADEM vía Maria del Sol Rumayor. Hasta ahora del FONDO PYME se han canalizado 83 millones de pesos de la que se define como una primera etapa de atención. Recientemente ENRIQUE JACOB ROCHA autorizó que del programa de Tecnologías de la Información se canalizaran 35 millones de pesos para que se repongan los equipos de cómputo en los negocios que los perdieron, todo documentado de manera muy celosa. Se prevee una segunda etapa relacionada con atención a problemas de infraestructura dañada que limita la actividad empresarial. Julián, el abogado director del Fideicomiso, tiene un censo muy detallado de los datos. Este Fideicomiso es un organismo intermedio para la canalización de los recursos para atención a damnificados.
 
De Do pingüe…
 
www.superpyme.com un proyecto SIN FINES DE LUCRO con el único propósito de vincular a las empresas pyme y sus productos con el consumidor final. Cuenta hoy con 400 productos o servicios de más de 60 empresas Pyme mexicanas. Rehabilitado en su diseño y con funcionalidades de compra que cubren todas las gamas de seguridad será oficialmente dado a conocer en el mes de noviembre. Universo Pyme le invita no a comprar sino primero a contemplar el diseño y conocer algunos de los productos que se ofertan. Para ser incluído en este portal de comercio electrónico de productos pyme acudir a:
 
correovherrera@superpyme.com
 
direccion@universopyme.com.mx