Opinión

Otro Alt–Control–Del

 
1
 

 

sedena

El domingo Juan Pardinas usa la acción de 'Alt-Control-Del' como analogía de la urgencia de 'reformatear' el disco duro de la política de seguridad y drogas en México. Después de 12 años de violencia y 210 mil muertos, Pardinas propone acertadamente que modifiquemos por completo la política y regulemos el uso de mariguana y otras drogas, para acabar con el tablero de la 'guerra'. ¡Tan sólo este año van seis periodistas asesinados!

En el centro de este debate se encuentran dos leyes indispensables para fortalecer el marco legal y el diseño institucional del país para atacar la inseguridad y enfrentar al crimen organizado: la Ley de Seguridad Interior y la Ley de Policías. Ambas llevan años empantanadas, en un debate entre sordos, que ya dejó de ser racional.

Urge darle un marco distinto a las Fuerzas Armadas, pero urge también garantizar que tengamos una Policía de primer mundo. ¿Cómo regresar 'paulatinamente' al Ejército y a la Marina a sus cuarteles, sin una Policía que nos proteja? Los gobernadores llevan décadas eludiendo la responsabilidad de tener una Policía profesional, eficaz, honesta. Son los primeros (es más fácil) en pedir ayuda a la Federación. Mientras tanto el crimen organizado sigue haciéndose más poderoso, con una posición dominante en más ámbitos de la economía y en nuevos mercados.

Estas dos leyes no se pueden trabajar ni ver como cosas aisladas. Son dos lados de la misma moneda: lo que se haga en materia de seguridad interior y lo que se haga para refundar las policías están íntimamente relacionados. En este debate, además del Ejecutivo y los legisladores, están involucrados expertos, académicos y organizaciones de derechos humanos. Como dice Pardinas, también en esto se requiere de 'reformatear' el disco duro.

Hoy no hay una verdadera solución en la mesa. Hay que construirla entre quienes ya están trabajando en estos temas. Debemos encontrar la manera de tener una Policía Federal con 70 mil agentes, y el camino para construir verdaderas policías estatales, al mismo tiempo que se apruebe una Ley de Seguridad Interior.

Twitter: @julio_madrazo

También te puede interesar:
El ego de Trump
Debatir de verdad
Apocalipsis Guerrero