Opinión

Odio e internet

26 octubre 2016 5:0
 
1
 

 

Computadoras

El año pasado el programa de derechos ciudadanos de la Unión Europea publicó un reporte alarmante sobre el discurso o el lenguaje del odio en internet. El estudio es parte del proyecto PRISM (prismproject.eu), una iniciativa de 5 países europeos (Italia, Francia, España, Rumania y el Reino Unido) para desarrollar estrategias y acciones para promover un mejor uso de la lengua, promoviendo una cultura responsable y respetuosa del lenguaje, así como acciones contra el odio. ¡Las palabras son armas!

En este mismo tema, recientemente se publicó el libro Free Speech: Ten Principles for a Conected World, del historiador, editorialista y periodista británico Timonthy Garton Ash.

El libro es una reflexión sobre la libertad de expresión y el discurso del odio en internet. Al igual que PRISM, Garton Ash sostiene y demuestra que el anonimato (¿cobardía?) de la red ha multiplicado las manifestaciones de xenofobia, odio, violencia y racismo. Nos preocupamos porque grupos de neo-nazis recluten adeptos vía el internet, sin que hayamos reparado en la gravedad de la existencia misma de esos sitios.

El autor se refiere a un estudio del periódico The Guardian, que tras analizar 70 millones de comentarios a los artículos y editoriales en su sitio de internet, encontró que los 10 autores que eran más abusados por los lectores, 8 son mujeres y 2 son hombres negros. En virtud de datos como éste, Garton Ash se declara en contra de la posición de John Perry Barlow, que publicó La declaración de independencia del ciberespacio, presentada en Davos en febrero de 1996.

La libertad de expresión no puede atropellar el respeto y los derechos de otros. No debe ser un valor y un principio de la democracia cuando atenta contra la equidad y nuestras diferencias. En medios impresos esto se tiene bastante avanzado y acotado. Las leyes y normas que rigen la conducta de la letra impresa parecen no atender los retos que implica el internet. ¿Estamos acaso condenados a un internet que propague el odio? ¡Espero que no! Sin embargo, resolverlo requiere de una acción global que será muy complejo de construir.

Twitter:@julio_madrazo

También te puede interesar:

Sin datos no se puede

Orgullo, sin arrogancia

Brexit, 'no' a la paz, Austria, Polonia...