Trump, mayores costos y menor eficiencia
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Trump, mayores costos y menor eficiencia

COMPARTIR

···

Trump, mayores costos y menor eficiencia

28/09/2017
1
 

 

Trump
,

Las estrategias del presidente Trump, America First o Make America Great Again tienen un carácter netamente político y buscan satisfacer las aspiraciones de segmentos de la población estadounidense que votaron por él, pero tendrán efectos económicos desfavorables para ese país y para México. El más inmediato será incrementar los costos para empresas e individuos y reducir la eficiencia económica; destacan dos grupos de políticas o acciones: la renegociación del TLCAN y la estrategia migratoria, aunque tampoco pueden soslayarse otras como la de salud (y su pleito con el Obamacare).

En el TLCAN los riesgos latentes más evidentes son los que se derivarían de la imposición de medidas arancelarias o impuestos a las importaciones (hasta hoy no consideradas por las partes), ya que significarían incrementos inmediatos en los precios de los bienes gravados y afectarían al consumidor y a los costos de las empresas; asimismo, establecer barreras no arancelarias, como cuotas o medidas que interrumpan el flujo comercial como las sanitarias o las ventanas estacionales para importaciones (productos agrícolas), también inciden en los costos y de éstas sí tenemos experiencias previas recientes.

Otro tema en la negociación son las reglas de origen, en las que aparentemente continúa la disputa por el contenido nacional o regional de los bienes comerciados. De acuerdo con el Departamento de Comercio, el contenido nacional de Estados Unidos en las manufacturas elaboradas en México disminuyó de 21 por ciento en 1995 a 16 por ciento en 2011 y en el sector automotor de 27 a 18 por ciento, situación similar a la relación de Estados Unidos (EU) con Canadá. De ahí que se dice que EU busca aumentar el contenido regional en la industria automotriz a 70 por ciento (desde 62.5 por ciento actualmente) y, sobre todo, fijar en al menos 35 por ciento el contenido estadounidense, lo que es inaceptable para los otros dos países y que ningún acuerdo comercial a nivel mundial ha establecido. Ello significaría incrementar los costos de los productores, los precios para los consumidores y perder competitividad regional con otras partes del mundo. En el mismo sentido apuntaría la revisión de los 'estándares laborales', si éstos significan un incremento de los salarios en México, y de las 'regulaciones ambientales' —sin negar el hecho de que son necesarias en los tres países—, que impliquen mayores costos para las empresas.

Según se ha anunciado, en los aspectos laborales y ambientales varios sindicatos y organizaciones no gubernamentales de EU y Canadá impulsan iniciativas más restrictivas para la operación de las empresas.

El posible cambio en el mecanismo de solución de controversias comerciales, que EU busca eliminar, implicaría procesos legales más largos y complejos que, al llevarse a cabo en los tribunales de cada país en vez de en paneles binacionales independientes, implicaría costos adicionales (en tiempo y dinero), a lo que se agregaría una gran dosis de incertidumbre para las inversiones en los tres países.

En el ámbito migratorio, y como ya está ocurriendo, la estrategia de Trump se ha traducido en una escasez relativa de mano de obra no calificada en sectores como el agropecuario y el de la construcción; en algunos casos por trabajadores deportados, pero en la mayoría por ausentismo laboral asociado a los riesgos de serlo. Eventualmente ello se traducirá en incrementos de los salarios y de los costos de producción en esos sectores. A lo anterior habría que agregar la posible expulsión de los denominados dreamers que, a pesar de no ser un número significativo (600 mil), sería una pérdida de capital humano para EU, dado que por ley la mayoría están en el sistema educativo.

A ello habría que sumarle la posible implantación de un mecanismo para 'protegerse de la manipulación cambiaria' que tiene dedicatoria a China pero se incluyó en las posiciones de EU para el TLCAN y el debilitamiento institucional que podría tener la Reserva Federal. 

,

* El autor es socio de GEA Grupo de Economistas y Asociados.

Correo: mruizfunes@gmail.com

Twitter: @ruizfunes

También te puede interesar:
Tragedias y Presupuesto
Paquete Económico 2018, plano y sin sorpresas
Energía y telecomunicaciones, los contrastes

,

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.