Opinión

Mancera volverá 
a ganar el DF

1
   

     

Miguel Ángel Mancera. (ilustración)

Pese a las cuentas alegres de Morena y las esperanzas fundadas que en su momento pudo tener el PRI, lo que se perfila en el Distrito Federal es un triunfo del PRD en prácticamente todas las delegaciones.

Lo que se viene es una victoria del partido que dirige Carlos Navarrete, y sobre todo será un triunfo contundente para Miguel Ángel Mancera sobre sus detractores López Obrador y Marcelo Ebrard.

Mancera no es un político tradicional, ni siquiera es militante, y su trabajo al frente del GDF no destaca por las grandes obras.

Pero a diferencia de su inmediato antecesor, que hizo mucha obra pública, el jefe de Gobierno conserva calidad humana, sabe escuchar, no es buscapleitos y le da a cada persona su lugar.

Lo anterior va a influir en las votaciones del siete de junio y el PRD va a ganar el DF, contra todos los pronósticos que surgieron luego de la división de la izquierda.

Morena no va a ganar ni en Iztapalapa, donde hace seis años triunfó con 'Juanito' por la sola voluntad de López Obrador. Ahora llevan a una candidata en serio, Clara Brugada, que en las encuestas va por debajo del aspirante del PRD.

Aquí pensaba Morena arrebatar al PRD el liderazgo de la izquierda y no ha podido. A tres semanas de las elecciones, los perredistas van arriba en todas las delegaciones de la capital.

Marcelo Ebrard va a ser otro derrotado el siete de junio. Hace campaña por Movimiento Ciudadano y desde ya podemos adelantar que ese partido no va a ganar ninguna delegación ni distrito en la capital.

Ese sí va a ser un golpe fuerte: que Ebrard no logre ganar absolutamente nada y que su partido, Movimiento Ciudadano, sea de los menos votados en la ciudad que acaba de gobernar.

Para el PRI también será una derrota el siete de junio en la capital. Y también una vergüenza, pues tiene el gobierno federal en sus manos y no ha sido capaz de construir estructura ni figuras atractivas para el electorado.

Ésta era su oportunidad, con la izquierda dividida. Pero los priistas no tuvieron el talento para decirle algo a la sociedad capitalina. En cambio recurrieron a tácticas porriles como en Cuajimalpa, donde se aliaron con la delincuencia.

Tampoco el PAN va a dar batalla en el DF. Su delegación estrella, Benito Juárez, fue ejemplo de malos manejos y noticia internacional por la prepotencia de sus funcionarios en Brasil, a donde viajaron invitados por proveedores.

Xóchitl Gálvez, su carta para relanzar al PAN en el DF, va abajo en Miguel Hidalgo por 13 puntos ante su rival del PRD, David Razú.
Así es que el DF ya no será el bastión de AMLO ni le reconocerá nada a Ebrard. Mancera volverá a ganar.

Twitter: @PabloHiriart

También te puede interesar:
El Papa y Cuba: ¿Promover la libertad o la dictadura?
El extraño haraquiri del PRD
PRI, ganar mal 2015 es perder 2018