Opinión

Los diez temas de 2016 (parte 2)

El año está por terminar y considero que es un buen momento para comentar qué es lo que considero que serán los diez temas clave para la economía mexicana en 2016. La semana pasada dediqué este espacio para los primeros cinco y hoy comentaré sobre los cinco restantes.

(6) Ligeramente mayor crecimiento económico en México en 2016. Este año la economía mexicana habrá crecido alrededor de 2.5 por ciento. Para 2016, que iniciará mañana, estimo que el PIB de nuestro país crecerá 2.7 por ciento. Por un lado, considero que existen varios factores que impulsarán el crecimiento el año que entra como la fortaleza de la economía de Estados Unidos (EU), principalmente el consumo, que impulsa nuestras exportaciones manufactureras. Asimismo, considero que con mayor generación de empleos y crecimiento de los salarios reales, la demanda interna en México continuará fortaleciéndose. Adicionalmente estimo que observaremos algunas inversiones importantes en los sectores de energía (rondas 1.1, 1.2 y 1.3) y de telecomunicaciones, derivadas de las reformas en estos sectores. No obstante lo anterior, por otro lado estimo que habrán dos aspectos que le restarán crecimiento al PIB en 2016: (a) el recorte al gasto público, que podría restar cerca de 0.6 puntos porcentuales al crecimiento del PIB de 2016; y (b) el escándalo de Volkswagen (siguiente tema).

(7) ¿Cuál podría ser el impacto del escándalo de Volkswagen (VW) en el PIB de México? Recordemos que VW tiene una planta muy importante en Puebla y otra de motores en Silao, Guanajuato. Haciendo diferentes ejercicios para estimar el impacto, considero que este escándalo restará 0.07 por ciento en el PIB de México, repartido entre 2015 y 2016. De hecho, para 2016 estimo un impacto de 0.03 por ciento. Este cálculo asume la terminación de la producción de vehículos con motor a diésel que se exportaban a EU, así como una disminución de 10 por ciento en las ventas de vehículos VW a gasolina en EU durante 12 meses a partir de octubre de 2015. En resumen, no considero que tendrá un efecto sumamente significativo en la economía mexicana, pero creo que es algo que hay que cuantificar para saber “dónde estamos parados”.

(8) Inflación y tipo de cambio. Nos encontramos actualmente experimentando la inflación más baja de la historia reciente en México con una tasa anual de 2.21 por ciento. ¿Cuál será la dinámica inflacionaria en 2016, particularmente con la fuerte y significativa depreciación del peso frente al dólar? Por un lado, estimo que el tipo de cambio podría fortalecerse al inicio del año como parte del “respiro” que el primer aumento de tasas de la Fed podría propiciar en los mercados. No obstante lo anterior, considero altamente probable que a lo largo del año volverá a aumentar la incertidumbre relacionada con el ciclo de normalización de tasas de la Fed y aunque México sea el mejor emergente, el tipo de cambio podría volverse a presionar, para terminar 2016 en 17.60 pesos por dólar. Sin embargo, estimo que la inflación anual en México permanecerá y terminará alrededor de 3.0 por ciento en 2016. ¿Por qué? (a) demanda interna en recuperación todavía; (b) bajos precios de las materias primas (commodities); y (c) cambio de metodología del Inegi.

(9) Banxico intentará subir tasas a menor ritmo que la Fed. Con una inflación “bien comportada” y tasas de crecimiento que no permiten observar presiones inflacionarias de lado de la demanda, el Banco de México no debería ni de pensar en subir tasas de interés. Sin embargo, un banco central de un país emergente que desea actuar con prudencia sabe que no puede controlar la tasa de interés en absoluto. Sólo controla el diferencial entre la tasa de interés del país hegemónico (EU) y el propio. Es por eso que hacer que el diferencial permanezca sin cambio ante un alza de la Fed es la manera de no arriesgar una posible salida de capitales, así como una potencial depreciación desordenada del tipo de cambio. En este sentido, considero que Banxico actuó de manera responsable al aumentar la tasa de referencia en diciembre. Ahora, hacia delante bien podría deslindarse de los movimientos de la Fed si la dinámica del tipo de cambio lo permite.

(10) Comicios en 2016 en México. En 2015 tuvimos elecciones en nueve estados y se renovó la Cámara de Diputados en su totalidad. En 2016 se volverán a llevar comicios para gobernador en el estado de Colima (donde fueron anuladas) y el domingo 5 de junio se celebrarán elecciones en 13 estados. En 11 de estos se llevará a cabo el cambio de estafeta para la gubernatura, así como elección de ediles y renovación de Congreso local, mientras que en el estado de Puebla sólo se celebrarán elecciones para gobernador y en Baja California se elegirán ediles y legisladores locales solamente.

Esta es mi última columna del año y no quiero dejar de aprovechar la oportunidad para desear tanto a los lectores, editores y columnistas de este periódico, así como a mis muy estimados lectores de la presente columna, un cúmulo de éxitos tanto a nivel personal, como profesional y espiritual en este 2016.

*El autor es economista en jefe de Grupo Financiero Banorte. Las opiniones que se expresan en el artículo no necesariamente coinciden con las del Grupo Financiero Banorte, por lo que son responsabilidad absoluta del autor.

Twitter: @G_Casillas

También te puede interesar:
​El impostergable aumento de tasas de interés en Estados Unidos
Replantear el objetivo del Banco de México
Los diez temas de 2016 (parte 1)