Opinión

Logra China cifra récord en sentencias por piratería

19 abril 2017 5:0
 
1
 

 

China

El informe liberado por el Vice Premier chino Wang Yang la pasada semana, en materia de procedimientos de observancia de derechos de propiedad intelectual concluidos en China, es sorprendente por sus cifras y por sus alcances.

No solo resulta asombroso el número de investigaciones por piratería que se han iniciado en ese país en el 2016, que ha alcanzado la cifra récord de 200,000, sino que de las 22,000 sentencias dictadas el 81% son condenatorias, esto es, más de 18,000 personas fueron sancionadas por ilícitos relacionados a la violación de derechos de propiedad intelectual.

Estos datos se suman a otros informes que en el último lustro se han venido acumulando y que parecen reseñar un cambio drástico de las políticas de ese país en relación al respeto de los derechos de patentes, marcas y copyright. Aunque muchos especialistas siguen desconfiando del discurso oficial y asumen que los hechos siguen desmintiendo estos logros, lo cierto es que las evidencias positivas se siguen acumulando.

Por una parte, desde hace varios años China ha promovido y promulgado nueva legislación en estas materias, que ha permitido modernizar de manera radical su sistema jurídico para dotarlo de procedimientos eficaces para la protección y defensa de los derechos.

Al mismo tiempo, el gigante asiático ha realizado un esfuerzo encomiable de capacitación de sus funcionarios en todos los puntos cruciales del sistema: examinadores de patentes, oficiales de aduanas, fiscales y policía de investigación, y jueces y magistrados.
Otra de las expresiones del cambio se verifica en las políticas que la poderosa plataforma de comercio electrónico de venta al menudeo “Alibaba” ha adoptado, como resultado de la presión de los titulares de marcas famosas a fin de impedir la venta de productos infractores de derechos de Propiedad Intelectual.

Pero el cambio más profundo y seguramente el más significativo, es el que tiene que ver con la forma en que las empresas de ese país perciben la Propiedad Intelectual, habiendo pasado a ser, en unos cuantos años, usuarias intensivas del sistema. Ya no es novedad que las empresas chinas aparezcan como líderes en las listas mundiales que anualmente se publican de patentamiento, superando a empresas de tecnología estadounidenses, japonesas y europeas que por años se habían disputado la cima.

Este dato es fundamental para contemplar el cambio desde la perspectiva de que China no lo ha realizado solo para dar cumplimiento a exigencias internacionales, sino que ha asumido que los beneficios que aporta el buen ejercicio de estos derechos es un curso de acción esencial para la expansión de su comercio mundial. Por este motivo, la noticia de que 18,000 personas fueron condenadas a purgar una pena en ese país por violación de derechos de Propiedad Intelectual no es solo una cifra récord, sino un aval legitimador del cambio real que se está gestando en esa sociedad.

También te puede interesar:

Obliga negociación con Europa a adoptar posiciones en propiedad intelectual

Enfrenta mezcal momento crucial

Brinda tratado de denominaciones de origen a México opción anti-Trump