Opinión

Legisladores sin pila

06 febrero 2013 7:22

 
 
Pudiera parecer que a nuestros legisladores se les acabó la pila luego de un intenso arranque en su primer periodo de sesiones del año pasado.
 
El periodo de sesiones de la actual Legislatura, que terminó en diciembre, generó la expectativa de que podríamos tener uno de los lapsos más productivos de la historia en materia de reformas.
 
La razón fue que, en cuestión de semanas, se procesó la modificación de la Ley Federal del Trabajo, para hacer la tan anhelada reforma laboral; pasó la reforma constitucional en materia de educación, y el paquete económico se procesó con más facilidad que nunca antes, entre otros hechos.
 
Pero, además, el Pacto por México, suscrito ahora ya por los 4 mayores partidos, estableció un calendario específico de reformas legales que deben presentarse durante la primera mitad de este año. Es decir, si no hubiera periodo extraordinario, deberían al menos entrar a comisiones antes del final de abril.
 
Y, por lo menos por ahora, pareciera que los legisladores se lo van a tomar con toda la calma.
 
No crea usted que los del primer semestre son temas menores. Allí le van apenas algunos ejemplos, de los asuntos relacionados con la economía, tal y como están redactados en el documento del Pacto.
 
1) Entorno de competencia en los procesos de refinación, petroquímica y transporte de hidrocarburos.
 
Esto significa que, además de Pemex, deberían existir otras empresas que se dediquen a refinar crudo. A ver si esto no provoca una reacción más fuerte que la del petróleo saliendo a presión por un pozo.
 
2) Fortalecer la Comisión Federal de Competencia.
 
Lo curioso es que en lugar de ello, la única iniciativa que existe en comisiones y que finalmente no se votó en el periodo pasado, es una que de facto debilita a la Comisión a través de la polémica creación del Comisionado Ponente, contra la cual ya se manifestó todo el pleno de la Comisión que preside Eduardo Pérez Motta.
 
3) Competencia en radio y televisión.
 
En este caso, se supone que en el primer semestre de este año llegaría al Congreso una iniciativa para aumentar esta competencia. Ojo, no se trata de la licitación de nuevas cadenas, asunto que ya está en curso y que corresponde a la Cofetel, por lo que a ella, el Congreso ya no tiene vela. Será interesante ver en los siguientes meses quiénes son los valientes que cambian las reglas en la legislación de la TV para que realmente haya competencia.
 
4) Derecho al acceso de banda ancha y evitar que las empresas de este sector eludan las resoluciones del órgano regulador.
 
Aquí tendrían que cambiar más que las reglas en las telecomunicaciones, probablemente tendrían que modificarse también las reglas del amparo para que a través de él, las compañías y grupos no le den la vuelta a resoluciones de la CFC o la Cofetel, como ha sido práctica común hasta ahora de las mayores empresas de telefonía.
 
5) Cambiar el marco legal para que la banca comercial y las instituciones de crédito presten más y más barato.
 
Aquí falta ver qué tipo de legislación se establecería para obligar a los bancos a prestar y a tasas menores. ¿Será que se quiere regresar a la época en la que el Banxico -entonces una dependencia del gobierno- fijaba las tasas, así como encajes legales?
 
Como ve, hay muchas y muy polémicas reformas que tendrían que llegar al Congreso en muy poco tiempo.
 
Sin embargo, pareciera que a los legisladores no les corre prisa y, por lo pronto, no se ve para cuándo se vayan a desarrollar las propuestas como las señaladas y quién lo vaya a hacer.
 
A ver si alguien les pone nuevamente las pilas, con la carga que tenían en el último trimestre del año pasado.
 
enrique.quintana@elfinanciero.com.mx