Opinión

Le reabren caso a Murillo Karam

1
   

   

Y en Iguala desde muy temprano familiares de desaparecidos y miembros de la UPOEG, tomaron la caseta de cobro de la Autopista Iguala-Cuernavaca, en apoyo al movimiento Ayotzinapa. (Rosrio García)

Van a ser visitados por diputados federales los hospitales de Iguala, donde doctores han dado testimonios públicos de que soldados sí entraron entre la noche del 26 y madrugada del 27 de septiembre para buscar estudiantes, apuntarles con sus armas y tomarles fotos.

–Vamos a ir a Iguala. Vamos a hacer nuestra reconstrucción de hechos. No es caso cerrado–, me dice Guillermo Anaya, presidente de la comisión especial en el caso Iguala-Ayotzinapa de la Cámara de Diputados.

Hará su propia investigación el grupo legislativo porque no aprueba el informe final del procurador Jesús Murillo Karam.

Anaya cree en Salvador Cienfuegos, secretario de la Defensa, de que el Ejército no participó. Otros legisladores, sin embargo, como Lilia Aguilar del PT tienen sospechas. En lo que están de acuerdo todos es en que hay más involucrados en la tragedia más abominable después del 68 y no merecen la impunidad.

Tienen nombre y apellido por su responsabilidad antes y después de la ejecución de seis personas y los 43 desaparecidos. Y deben darse a conocer o el de Peña Nieto se consolidará como el gobierno de Díaz Ordaz a la distancia.

Abarca no llegó por méritos propios a la alcaldía y hubo omisión después de la desaparición forzada de los 43 estudiantes. La tardía atracción por parte de la PGR en el genocidio y del entonces gobernador Ángel Aguirre no se olvida, aunque nada de eso haya sido incluido en la verdad histórica del procurador.

–Hay puntos claves no contemplados: la responsabilidad por negligencia u omisión de delitos. En las primeras 72 horas, que son relevantes en la desaparición de personas con vida, no se tomaron acciones de ninguna autoridad–, asegura Anaya.

Javier Hernández Valencia, representante en México de la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, se ha reunido con diputados y les ha expresado, con manifestación jurídica, que se cometió un grave delito al no seguir los protocolos internacionales para desaparecidos. Deben enfrentarse a la ley los responsables.

Murillo Karam otra vez deberá reunirse con diputados para que incorpore subtemas en el expediente. Luis González, titular de la CNDH, quien ha marcado una distancia de la Federación, también ha sido convocado, así como otras autoridades federales y de Guerrero. La visita de legisladores a Iguala y Cocula se realizará en menos de 15 días.

10 SEGUNDOS… Renunciaron al PRD cuatro senadores: Isidro Pedraza, Alejandro Encinas, Mario Delgado y Rabindaranath Salazar (tres se fueron a Morena), pero ayer estaban bien puestos en la plenaria del PRD para definir su estrategia legislativa del nuevo periodo de sesiones. “Es como dormir con el enemigo o enseñarles los calzones”, dijo un senador inconforme. Tomaron sus cosas y se fueron indignados Alejandra Barrales, Angélica de la Peña, Luis Sánchez e Isidro Pedraza. Miguel Barbosa, líder de senadores del PRD, sin embargo, los dejó adentro, no quiso que se debatiera la permanencia de Encinas ni de Delgado en las comisiones de Estudios Legislativos ni en la del DF, respectivamente, donde se atesora el poder, pues es la primera que se debaten tres de cada 10 iniciativas y en la otra se negociará el gran tema del PRD: la anhelada reforma política del DF, con que sueña desde hace 18 años. A ésta Delgado se abraza fuerte, es su salvación a la soledad, y su resurgimiento con López Obrador.

Twitter: @alexsanchezmx

También te puede interesar:
El director de la Normal, El Cepillo y la PGR
El hombre más solo en el Senado
Oxígeno para Los Chuchos